Archivos diarios: 25 junio, 2007

>PRIVILEGIO ENCARNADO // Por: Sammy Landaeta Millán

>

El 24 de julio de 2007 se conmemoran 224 años del natalicio del Libertador Simón Bolívar y 150 años del nacimiento del General Juan Vicente Gómez.
Pretendemos reseñar con esto, que la Historia, nos da una original e inequívoca coincidencia, entre el LIBERTADOR y el DICTADOR; nacieron un 24 de julio y murieron un 17 de diciembre, en sus años respectivos.
Estamos seguros que el desgobierno nacional, amparado en la forma de actuar, de Hugo Chávez Frías PRIVILEGIARA y despotricará, en los onomásticos de uno y otro, para tratar inducirnos al personaje, que él presuntamente, ENCARNA. El primero significa para Hugo Chávez su máximo inspirador, pero el segundo, no figura en su lista de: “Superior ejemplar,” por el contrario, “le aterra” parecerse, o que lo comparen con él. Pero “le encanta,” que lo relacionen con el Padre de la Patria. En esencia, la Historia no perdona, se repite casi a semejanza y en este caso, a nuestro juicio, Hugo Chávez Frías no se acerca en su personalidad hacia Simón Bolívar, sino por el contrario actúa, como si en él, hubiese reencarnado, el opresor: Juan Vicente Gómez. Al final uno nos lega el bien preciado de la LIBERTAD y el otro; la mala esencia de la TIRANÍA.
En los orígenes públicos de Gómez se aprecia la simbiosis del Militar y el Político que conducen a casi idénticas formas de actuar con Chávez. Juan Vicente perteneció a la Revolución Liberal Renovadora y Hugo Rafael nos trata de conducir dentro de una Revolución Bolivariana, “pacifica” pero armada, para imponer un modelo Socialista. Estimamos que cada cual diseña a su estilo, su propia DICTADURA; Gómez lo hizo deponiendo a Cipriano Castro y mostrándose ante el Pueblo como el “Gómez pacificador.” Chávez intentó derrocar a Carlos Andrés Pérez, se acobardó, fue detenido y sobreseído por gracia presidencial, para después presentarse como el Humanista, el Mesías y el Ungido por la providencia, para cabalgar sobre la Esperanza electoral de la mayoría. Luego al igual que aquel: ARREMETE en forma inclemente, contra la Nación.
Gómez en sus tiempos llama a las Compañías Estadounidenses por la aparición del Petróleo en 1917. Es verdad, que su explotación da privilegios y excepciones tributarias a Consorcios Norteamericanos, pero convirtió a Venezuela en el primer País libre de deudas. En la actualidad se expulsan las Transnacionales, bajo el argumento del bajo pago de aranceles y se nos transmite que se canceló la deuda externa al Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, cuando en realidad sucede, que se nos hipotecó por mas de 75.000 millones de dólares con China, Rusia, Irán y se nos somete a un vergonzoso CONTROL y ROBO por parte del régimen Cubano.
Si a Juan Vicente lo titulaban como “Gómez Oil,” al “señor petróleo” hoy lo marcan sus malas acciones: Provocó una crisis en la Industria petrolera, despidió mas de 22.00 empleados y les robó sus prestaciones; mantiene una insolvencia fiscal y gasta a sus anchas, amparado en los altos precios del crudo. El “Benemérito” se dedicó a hacer carreteras e introdujo los aviones en Venezuela. Fundó el correo aéreo y se edificaron la Maestranza de Maracay y el Nuevo Circo de Caracas. El “depredador” dio continuidad a la construcción del segundo puente sobre el Río Orinoco y terminó costando 1200 millones de dólares americanos, inicialmente presupuestado en 400 millones. Para completar su sumisión ante empresarios brasileños, ordenó la construcción de un tercer puente, sin licitación. Para colmo hoy se pretende convertir al Estado Federal en Socialista, se irrespetan los DD.HH, se amenaza con prohibir las corridas de toros, el coleo y las pelea de gallos y se busca una ideal empresarial, en la“ ruta de la empanada.” J. V. Gómez organizó a la Fuerzas Armadas y fundó la Academia Militar de Venezuela. Ahora esas Instituciones son el reducto de mercenarios del G-2 Cubano y se conceden honores al Asesino Caribeño Fidel Castro Ruz. Chávez le quitó al estamento Militar su categoría de “FUERZAS” y las convirtió en “Fuerza,” bajo una concepción subordinada de “componentes,” incompatibles con la Doctrina Militar.
Como si fuera poco, las Fuerzas Armadas Nacionales que antes se centraban en la preservación de la Soberanía, la Defensa del Estado y su contribución al Desarrollo Nacional, hoy se dedican a profundizar en el País, una dominación Comunista, bajo la cantaleta de: Patria, Socialismo o Muerte. Gómez y Chávez han sido inclementes con sus Opositores. Se materializó la persecución, la cárcel, las torturas, el exilio y la muerte, basado en el apoyo militar cómplice de un sector que obedece fielmente a su Comandante en Jefe de la FAN, en ambos tiempos.
Aquél, trató de fomentar una “democracia indirecta” porque se valía de su influencia para “mantener sus deseos de dominio” e impartía ordenes directas, detrás de la Talanquera. El otro precitado, lo hace como “dueño y amo” para mantener un “Dictadura Constitucional,” secundada por la inclinación del torso del TSJ, la Asamblea Nacional, su partido político, el vergonzoso poder Moral y el ente Electoral disfrazado de Poder constituido, que avalado por la TRAICION MILITAR; nos ha conducido al FRAUDE y la decepción política. Con el Natalicio del Libertador se conmemoran unas efemérides jubilosas, en cambio con el nacimiento del General Gómez no. Pero vale la pena recordarlo, porque nos conduce a comparar la opresión que sufrió Venezuela, por causa de un régimen Dictatorial desde 1908 hasta su muerte en 1935.
No pretendemos descalificar la gestión de Gómez, sino por el contrario destacar que su Gobierno se caracterizó por ser una DICTADURA solapada, bajo el intento de mantenerla tras “una fachada Constitucional y Democrática,” aplicando varias enmiendas a la Constitución Nacional, que le permitiese “quedarse indefinidamente en el Poder” y controlar a “su antojo” el ejercicio gubernamental y la Hacienda Pública Nacional, para lo cual; cualquier parecido con la realidad, es una mera coincidencia.
Es cierto que Bolívar, Gómez y Chávez nacieron bajo un mismo Signo Zodiacal, pero no bajo una estrella única y los venezolanos aspiramos a recibir la claridad del “Nuevo amanecer de la Patria.” Aunque Hugo Chávez se empeñe en mostrarse como “Libertador,” nos será nunca la imagen de Simón José de la Santísima Trinidad, porque más se acerca al PRIVILEGIO dictatorial ENCARNADO de Don Juan Vicente. La reforma constitucional que Hugo Chávez “cocina,” tras bastidores, para perpetrarse en el Poder, lo confirma y además destaca que se conduce, como el Monigote, del cura é San Juan de Dios.
Cita: Estoy haciendo una constitución muy fuerte y muy bien combinada para este país, sin violar ninguna de las tres unidades y revocando, desde la esclavitud abajo, todos los privilegios…”
Simón Bolívar
Coronel (AV) Sammy Landaeta Millán
Caracas, 25 de Julio de 2007.