Archivos diarios: 19 mayo, 2009

>TOQUE DE SILENCIO// Por: Sammy Landaeta Millán

>http://www.youtube.com/get_player

Asunto: TOQUE DE SILENCIO

El texto original lamentablemente fue editado dejando desnudo el mensaje, sin esos datos tan importantes como nombres, fechas y lugares, pero algo te hará pensar

” Un militar envió este mensaje con las reflexiones de un compañero de su promoción. Muchos son los recuerdos que traen estas notas, estoy seguro que les emocionará.”

EL SILENCIO…………(Toque sagrado)…:

ES LA MELODIA PERFECTA..
ES EL TOQUE MAS SUBLIME QUE ARMONIZA LAS NOTAS
SAGRADAS RECOPILADAS EN TODA LA HISTORIA DE NUESTRO ORGULLOSO Y
LIBERTARIO PUEBLO…
ES EL SUMUN DE LA PATRIA…
ES EL COMPROMISO JURAMENTADO QUE NOS ATA A ESTA QUERIDA PATRIA:

VENEZUELA… .

………
Fue la primera melodía que escuchamos aun imberbes, la noche del día
en que dejamos el calor familiar, el regazo de la dulce madre, y
llegamos a un medio ambiente totalmente desconocido, a un mundo nuevo
cargado de rigurosa disciplina militar y pasamos al descanso sin el
beso de buenas noches que acostumbrábamos a recibir de nuestros
padres. Alli se marco nuestro destino.

Fue la melodía nocturna que por tantos años escuchamos y seguimos
escuchando, después de haber estado estudiando, instruyendo,
enseñando, entrenando o trabajando leal y abnegadamente, junto a
nuestros superiores y
subalternos, por largas horas bajo el sol, la lluvia, el viento, en
los montes, costas, valles, ventisqueros o montañas eternas.

Aquella dulce melodía nos renovaba cada noche la esperanza, la fe, el
amor, el respeto a nuestros semejantes.. Esa dulce melodía nos daba un
extraño y embrujador aliento…en los momentos más difíciles retumbaba
con fuerza en nuestro espíritu y nos impulsaba a vencer todos los
obstáculos, nos sentiamos genuinos herederos de los titanes que le
dieron esencia, libertad y forma a esta PATRIA :

VENEZUELA….

Aquella melodía relajaba nuestros cuerpos, cuando cansados y
solitarios en la noche, dejábamos volar nuestros recuerdos y añoranzas
de los seres queridos para dejar paso a ese hermoso y reparador sueño.

—————
“RENUNCIAR A NUESTRA LIBERTAD ES RENUNCIAR A NUESTRA CALIDAD DE HOMBRES, Y CON ESTO A TODOS NUESTROS DEBERES Y DERECHOS HUMANOS.”

“VALE MAS UN MINUTO DE PIE QUE UNA VIDA DE RODILLAS.”

Fuente: VenezuelaEs-NoEndosable. Grupos Yahoo.En Español

>EL IVIC Y LOS COMUNISTAS

>

EL INSTITUTO DE INVESTIGACIONES CIENTIFICAS
-IVIC- EN EL FUEGO DE LOS COMUNISTAS BOLIVARIANOS
El desprecio a la ciencia, a la cultura y la estigmatización de determinados intelectuales o de instituciones completas, son aspectos comunes a los gobiernos fascistas. Para Stanley Paine, lo que caracteriza al ideario fascista es justamente el cuestionamiento de la actividad creativa del hombre, a través de la imposición de un pensamiento único. Las aseveraciones falaces del tte coronel en su show dominical Aló Presidente (No 329; 3/5/09) acerca de la labor del personal científico que labora en el Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (IVIC), reflejan primeramente, un antiintelectualismo iracundo muy propio de su formación cuartelaria, y segundo, una ignorancia supina sobre el tema que abordo.

Acusar al personal científico del IVIC de hacer una ciencia inútil, divorciada de las necesidades del país, es simplemente la más vulgar y despreciable manipulación de la verdad. Su primitivismo intelectual no le permite apreciar el valor del trabajo científico que se desarrolla en los laboratorios de esa institución. El IVIC (9/02/1959) representa una de las instituciones venezolanas de mayor prestigio internacional, debido a la calidad de las investigaciones que se desarrollan en sus laboratorios. A través de sus centros y departamentos de investigación ha logrado importantes aportes en las áreas de las ciencias básicas y tecnológicas para el país, extensivo a otras latitudes. Su Centro de Estudios Avanzados ha logrado la formación (Maestría o Doctorado) de cientos de profesionales nacionales y extranjeros en diversas áreas del conocimiento (Antropología, Bioquímica, Ecología, Estudios Sociales, Física, Genética humana, Fisiología y Biofísica, Inmunología, Microbiología, Química, etc.). Además, en los laboratorios del IVIC estudiantes de Universidades Nacionales y extranjeras realizan sus tesis de licenciatura y de postgrado. Dispone de la Biblioteca Marcel Roche , designada por la UNESCO (1996), Biblioteca Regional para América Latina y el Caribe. Adicionalmente, el IVIC presta servicios a la industria farmacéutica, biomédica, así como a la comunidad en general mediante la realización de pruebas de paternidad, diagnósticos médico-forenses, descarte de enfermedades, estudios del medio ambiente, entre otros servicios. De su plantilla de investigadores surgieron los grupos de trabajo que dieron origen a la Fundación Instituto de Ingeniería (1982), INTEVEP (1976) y el Instituto de Estudios Avanzados, IDEA (1982). Igualmente, el IVIC creó la empresa Quimbiotec (1989) con la finalidad de producir medicamentos derivados del plasma sanguíneo humano. Además, ha abierto sedes regionales en las ciudades de Mérida (Física Aplicada) y Maracaibo (Estudios Botánicos y Agroforestales) a fin de impulsar la investigación en las regiones del país. ¿Cómo pensar que un sujeto cuya formación intelectual no traspasa los umbrales de la portada y la contraportada de los libros que suele recomendar, pueda entender, pero peor aún, evaluar y criticar la calidad y el impacto de las investigaciones que se realizan en el IVIC? Como suele decirse coloquialmente ¿Qué sabe el burro de freno, ni el caballo de aparejo?.

Invitar a los investigadores a realizar “ciencia útil, investigación social, ciencia y tecnología para elevar la calidad de vida del pueblo, para solucionar los problemas de contaminación (Aló Presidente No 329; 3/5/09), aparte de evidenciar un desconocimiento vergonzoso de lo que hace el IVIC por el país, constituye una despreciable manifestación de populismo e hipocresía frente a un auditórium de lambiscones y eunucos ideológicos, que solo sirven para aplaudir sus necedades. Contrariamente a lo afirmado por el tte coronel, el IVIC desarrolla en la actualidad más de 160 proyectos de investigación en áreas como Ecología, Medicina, Microbiología, Química, Ingeniería, Oceanología y Ciencias Costeras, Química Medicinal, Agroforestales, Física Aplicada, etc. todas ellas vitales para el desarrollo del país.

La infeliz teatralización del tte coronel terminó ordenándole a Jesse Chacón (devenido en Ministro de Ciencia por obra de su dedo omnipotente) “aprieta las tuercas y el que no le guste que se rasque, el que le pique que se rasque, en muchas instituciones de esas quedan escuálidos, que se vayan, socialismo o muerte” (Aló Presidente No 329; 3/5/09). Tal vez eso de “Jesse aprieta las tuercas” implique el uso de las listas Tascón y Maisanta, acompañada de una buena dosis de “perdigones” y del “gas del bueno”, como hemos visto repartir bolivarianamente a los miembros de la Guardia Nacional y la Policía Metropolitana en contra de pacificas manifestaciones. Sin embargo, el cierre de su infausta intervención nos retrotrae a los tiempos cuando Millán Astray, expresando mejor que nadie la esencia del fascismo, gritó “Muera la inteligencia, viva la muerte”. El discurso del tte coronel fue excluyente, de intimidación, nada sorprendente pues al fin y al cabo, los fascistas siempre apelan al terror como instrumento de dominación. Un graznido de pájaro necrófilo, como dijo Unamuno; porque la razón es la muerte del fascismo, y la muerte es su única razón para subsistir.

Para los fascistas, la ciencia es imprescindible como instrumento de dominación, pero les resulta al mismo tiempo inconveniente, pues ella busca siempre la verdad, y desenmascara las falacias. Por eso el fascismo asume frente a la ciencia y a la cultura, la misma actitud que hacia las masas: las necesita y las cultiva, pero a la vez les teme y las desprecia. Y cuando no puede manipularlas, intenta silenciarlas, generalmente con la ayuda celestina de algunas figuras intelectuales, devenidos en auténticos vasallos sin criterios, que se mimetizan en repetidores sin escrúpulos de libretos vergonzantes y abyectos.

Hoy más que nunca surge la imperiosa necesidad de la unidad de los trabajadores de la ciencia, de la cultura, de la educación, de la industria petrolera, del hierro, del aluminio, en fin de todos, para enfrentar esta nueva ofensiva de la chatarra bolivariana que “pisotea” la Constitución Nacional , conculcando nuestros derechos.

José Rafael López Padrino

>"Insolentísimo señor Presidente"

>

Señor
Hugo Chávez Frías,
Presidente de la República Bolivariana de Venezuela.
Su despacho

Me dirijo a usted en esta ocasión para reiterarle mi admiración ya que, a medida que pasa el tiempo, no deja de sorprendernos con sus múltiples habilidades artísticas, deportivas e intelectuales, las que saca a relucir, de tanto en tanto, con la facilidad con que el gran David Copperfield sacaría un conejo de su sombrero.

Pareciera ser usted un multifacético ente privilegiado, un piélago de cultura, la cual derrama sobre su amado pueblo, que vive dando tumbos en la nebulosa de la ignorancia.

Recuerdo haber visto, hace algún tiempo, un video con unas escenas en las que aparece usted como actor en una obra de teatro, en su juventud, haciendo el papel de un prócer cuyo nombre no recuerdo. Lástima que no siguiera la carrera de las tablas, ya que con sus dotes histriónicas (nunca se sabe), seguramente hubiese sido hasta nominado para un Oscar.

También le he visto disfrutar disfrazado de jugador de beisbol, lanzando una bola con la maestría y fuerza con que lo hubiese hecho la buena Madre Teresa de Calcuta. Lástima también que no haya seguido por esa senda, ya que con toda seguridad hubiese llegado a opacar al mismísimo George Herman Ruth, más conocido como ” Babe Ruth”.

En otra ocasión, cuando le dio por la vena del amor, nos sorprendió diciéndonos por televisión: “Por amor al árbol me hice pintor”. Pero, que yo recuerde, nunca he sabido de alguna exposición suya. Pero si con lo de hacerse pintor se refiere al cuadrito-bodrio ese que hizo desde la ventana de su celda, dejémoslo de ese tamaño y no se hable más del asunto. Aunque creo que usted si tiene alma de pintor, porque a toda Venezuela, que confió en sus promesas, le ha pintado usted la paloma más grande de la historia. Ni Miguel Ángel lo hubiese hecho con más arte.

Por si esto fuera poco, a través de estos años de desgobierno, y con gran desenfado de su parte, ha ofendido nuestros tímpanos con sus canciones, las cuales han sido ovacionadas por su público de pinnípedos bien amaestrados y mejor asalariados, que deben escucharle y soportarle como a un auténtico Nerón del siglo XXI. No sé en qué quedó el famoso CD de rancheras que iba a editar, y en cuya portada aparecía su efigie con un traje de charro. Menos mal que no salió a la venta ya que, posiblemente, su gorjear hubiese sido motivo para que se suicidara Vicente Fernández, o que se revolcara de envidia en su tumba el inolvidable Jorge Negrete. (¡Grammy, Grammy! ¿Dónde estás que no miras hacia Venezuela?)

Pero su erudición no llega hasta ahí; ahora nos ha anunciado que dentro de muy poco, en un periódico de la capital, aparecerá publicada una columna escrita por usted. Se llamará “Las líneas de Chávez”. ¡Qué bien, presidente! ¡Échele p´alante! ¡Usted puede! ¡Haga que Horacio, Shakespeare, Cervantes y Dante Alighieri se levanten de sus sepulcros para felicitarlo!

¡Cuánta sapiencia encerrarán esas líneas! No sabe el bien que le hará a este país de ignorantes el leerlas. Porque usted ha aportado a la Real Academia Española de la Lengua, no un grano de arena, sino verdaderas dunas, con nuevas palabras.

Recuerdo aquella vez, en la Misión Robinson, cuando en una clase magistral ante el país creó, como por arte de magia, el verbo “adquerir”. ¡Oh, portento! O, en esa ocasión, cuando se refería a las hojas de coca que le enviaba su amigo, el genuflexo indiecito sureño, dijo que no era droga, sino servían para elaborar “dentríficos”. Y ni qué decir cuando hace unos días frente a todo el país, en el estado Carabobo, escribió en una pizarra la palabra “felisidad”. Aunque quizás usted, que para todo tiene una respuesta, diría: – “Pero estos apátridas no esperan a que se seque la tinta”. ¡Oh, iluminado! Palabras como “espionar”, “estiercolero” e “in fragante” son las que enriquecen el vocabulario nuestro de cada día, gracias a su aporte.( ¡Qué falta de ignorancia!, diría Cantinflas).

Es por esa razón que no me sorprendería que, el día menos pensado, a través de sus interminables e insufribles cadenas anunciara, entre su verba incendiaria, que va a incursionar en el campo del ballet clásico. No sabe el orgullo que sentiríamos los venezolanos al tener a un presidente émulo de Rudolf Nureyev, a quien quizás hasta supere, interpretando el “pas de deux” junto a su Ministra de Industrias Ligeras y Comercio, María Cristina Iglesias. Si, la misma con la cual usted se iba a bañar en las cristalinas aguas del río Guaire.

Usted se considera el dueño de este país, el rey. Si, es el rey, pero del engaño, de la mentira y el cinismo. Porque hay que tener la cara muy dura para decir que en nuestro país la inflación es igual a cero; y que ya no hay niños durmiendo en la calle. ¿Será porque ahora duermen en la acera? Y ni que decir acerca de sus diatribas dirigidas a lavarle la materia fecal (que no gris) a sus seguidores. Hace unos días gritaba como un poseso: – ¡Todo el que esté contra Chávez está contra la patria! (Sic). ¿Es que realmente piensa que usted ES la Patria? No me extrañaría que antes de acostarse se mire en el espejo y piense: – ¡Qué grande soy, Dios es un pendejo a mi lado!


Siempre se ha dicho que no hay nadie perfecto. Pero pienso que esto es una equivocación; usted es perfecto. Sí, un perfecto patán. Y lo que es peor, un patán enfermo, con dinero y con el poder que otorga el dinero ROBADO. Enfermo de poder y de odio, por quizás qué recónditos motivos de sucesos acontecidos en su niñez, si es que la tuvo. Y ese tipo de patán es el más peligroso, más aún que un mono con una pistola cargada porque, al revés de los hombres sabios, que no dicen lo que saben, usted no sabe lo que dice. Arenga a la chusma, al lumpen proletariado con el cual se identifica a las mil maravillas porque de allí viene, e insulta a altos dignatarios de la Iglesia, a gente culta y de bien, por el sólo hecho de no estar de acuerdo con su insana manera de pensar.

Dicen que la ignorancia es atrevida, por lo que me voy a atrever a aportar también con un término nuevo que, en este caso, podría ser aceptado por la RAE. Y es que a usted, en vez de nombrarle “excelentísimo señor Presidente” deberían llamarle “Insolentísimo señor Presidente”. En fin, si no fuera todo esto tan trágico, podría decirse que es hasta divertido.

De usted, atentamente

Carlos Salas-Ponce