LA PROTESTA MILITAR:CONSECUENCIAS. Nota 5. Por Nelson Maica C. POLÍTICA

NELSON_MAICA.22.jpg
POLÍTICA
CONSECUENCIAS
Por Nelson Maica C

Nota 5. Consecuencias para la sociedad venezolana por el intento de implantación, vía coacción y mandatos (represión, terror y crimen), del comunismo socialismo en Venezuela. 1999-2012.
Otra consecuencia: Prostitucion de la ley y la justicia. Perversión moral.
01. Entendemos que el proceso social es posible gracias a un conjunto de normas de carácter consuetudinario que surgen de el. El derecho privado y el derecho penal no fueron diseñados por “alguien” en particular, son el producto de instituciones evolutivas que surgieron como resultado de las acciones practicas de muchísimas personas a lo largo del tiempo.
El derecho aparece constituido por una serie de normas o leyes generales (aplicables a todos por igual) y abstractas.
El comunismo socialismo, tal como trata de imponerlo este régimen, basado en la agresión institucional sistemática contra los ciudadanos, el ser humano, vía ordenes, mandatos coactivos – represión, terror y crimen – conlleva a la desaparición de la concepción actual de ley; se pretende sustituir por un derecho viciado, consistente en un agregado desquiciado de ordenes, reglamentos, códigos, etc., de tipo administrativo en donde se dice cual es el comportamiento de cada actor. La ley inutilizó su ámbito práctico.
Las personas, los ciudadanos, al perder la referencia que constituía la ley, van modificando sus hábitos y dejan de respetar las normas de conducta. Frente a eludir el mandato coactivo para sobrevivir y lograr un corto y relativo éxito aceptándolo, esto ultimo se toma como una manifestación del ingenio, como una viveza criolla, pasajera, “mientras dure este loco”. El comunismo socialismo, incita así, a violar la ley, la vacía de contenido, la corrompe, desprestigiándola a nivel social y haciendo que las personas, los ciudadanos, pierdan el respeto por ella.
02. A la prostitucion de la ley le acompaña la degradación del concepto y aplicación de justicia. La justicia no debe ser influida al momento de aplicar el derecho…”ni por las dadivas del rico ni por las lagrimas del pobre”… “siendo juez no hagas injusticias, ni por favor del pobre, ni por respeto al grande; con justicia juzgaras a tu prójimo”. Levítico.
“os haré despreciables… porque os fijáis en las personas al aplicar la ley”. Malaquias.
Pero aquí, ahora, observamos como la justicia, su conjunto, depende de una voz, de un mandato, de una coacción, de una intervención sistemática. La justicia ha sido convertida en una arbitraria estimación del dictador, basada en su emotividad. No se juzga el comportamiento humano sino lo percibido por el dictador y le añade lo social para hacerlo atractivo a los pobres, a quienes utiliza, con dadivas, para mantenerse en el poder.
Juan Pablo II criticó al Estado asistencial o solidario que:… “al intervenir directamente y quitar responsabilidad a la sociedad provoca la perdida de energía humanas y el aumento exagerado de los aparatos públicos, dominados por lógicas burocráticas mas que por la preocupación de servir a los usuarios, con enorme crecimiento de los gastos”. Encíclica Centesimus Annos.
El concepto de justicia social que se esgrime hoy es injusto porque se basa en una visión, estimación, del supuesto resultado de los procesos sociales, dejando de lado, despreciando, el comportamiento individual con relación a las normas del derecho.
La función del juez es intelectual, sin influencias. Si el comunismo socialismo hace que el derecho este sujeto a la emotividad del dictador, también desaparece toda seguridad jurídica y, para la población ingenua, creyente en el atractivo del comunismo socialismo, por su promesa de justicia social, crece la necesidad de defenderse y acudir a los tribunales con la esperanza, aun, de lograr la restitución de derechos.
Junto al caos producido por la telaraña y volumen de mandatos, decretos, reglamentos, códigos, providencias, etc., la mayoría de ellos impracticables, se le agrega una sobrecarga a jueces y tribunales; el resultado inmediato es más desorden, más caos, trabajo judicial ineficiente e insoportable. Descomposición que conlleva a la desaparición de la justicia y jueces, quienes pasan a ser un eslabón mas de la burocracia del régimen al servicio del dictador.
03. Con la implantación del comunismo socialismo se pretende eliminar los hábitos de adaptación del comportamiento individual a normas de tipo general, que por tradición, se han formado y cuya función social no es comprendida por nadie en particular.
La moral se debilita o desaparece siendo sustituida por el misticismo que se genera alrededor del dictador y que trata de expandirse al comportamiento individual.
Ejemplo y exponente, J M Keynes y su postura moral: “Proclamábamos el derecho a juzgar cada caso según sus propios meritos y nos creíamos en posesión de la sabiduría, la experiencia y el autodominio suficientes como para hacerlo de manera acertada. Tratábase de una parte esencial del credo que con violencia y agresividad defendíamos, actitud que, para los demás, era nuestra más ostensible e inquietante característica. Repudiábamos por completo la moral establecida, así como todo tipo de convención derivada del saber tradicional. Estábamos, pues, en el sentido mas estricto del termino, contra la moral. No reconocíamos la existencia de ninguna obligación moral ni sanción intima susceptible de servirnos de guía. Reivindicábamos ante el cielo el derecho de ser jueces únicos de nuestra propia causa”… “En lo que a mi concierne, es ya demasiado tarde para adoptar otra postura. Sigo y seguiré siendo contrario a los planteamientos morales”.
El comunismo socialismo se muestra como un producto natural del falso racionalismo, del llamado “Siglo de las Luces”, y como resultado de los más bajos instintos y pasiones humanas. Al creer, los racionalistas ingenuos, que no existen límites a la capacidad de la mente humana, se rebelan contra las instituciones, hábitos, comportamientos, que hacen posible el orden social.
La pretensión es eliminar los principios morales, normas, pautas de conducta, que hicieron posible la evolución de la civilización, arrojando al hombre a sus atávicas y primitivas pasiones. El comunismo socialismo es regresión, es jurasico.
Otra consecuencia: Comunismo socialismo como “opio del pueblo”.
1. Las vueltas que da el mundo”, “la lengua es castigo del cuerpo”, expresiones comunes. “La religión es el opio del pueblo”, escribió K Mark, 1844, en “Contribución a la critica de la filosofía del derecho de Hegel”, pero esa idea no le pertenece, ya había sido usada con anterioridad por varios escritores: Kant, Herder, Feuerbach, B Bauer, M Hess, Heinrich Heine, etc., “Bienvenida una religión que derrame en el amargo cáliz de la suficiente especie humana algunas dulces, soporíferas gotas de opio espiritual, algunas gotas de amor, esperanza y creencia”.
M Hess, Suiza, 1843, “La religión puede hacer soportable…la infeliz conciencia de servidumbre…de igual forma el opio es de buena ayuda en angustiosas dolencias”.
Y, además, para esa época, “el opio” implicaba: a. se consideraba una medicina; b. esta en el tapete “la guerra del opio”; c. había un problema de salud publica por su uso generalizado; d. se consideraba fuente de visiones fantásticas, útil para los escritores.
2. Los comunistas socialistas son ateos, consideran, entonces, a la religión, como un instrumento de alienación de los proletarios en manos de los poderosos, un montaje ideado por los opresores para inmovilizar el pueblo mediante el conformismo.
3. ¿Cómo nos explicamos, entonces, la “posición religiosa” de este “comandante” y su “anillo”? Se declaró comunista socialista. Obedece a la isla cautiverio. Y anda retratándose en las iglesias y rezando. Posición hipócrtica, interesada, sin duda. ¿Problema psicológico? ¿Existencialista?
4. Así que, ahora, por una de esas vueltas que da el mundo, el verdadero “opio del pueblo y para el pueblo” es el comunismo socialismo laicista radical, del materialismo ateo. La alienación y descarado dominio sobre el pueblo del que acusan a la religión es, observen la paradoja, mucho mas fácil cuando no hay religión, ninguna referencia moral, y los patrones de conducta los impone la única ideología, la comunista socialista. ¡Válgame Dios! Pareciera el castigo divino en acción.
5. La primera tarea, hoy, de los comunistas socialistas, para inyectarles “el opio del comunismo socialismo al pueblo”, a las personas, al ciudadano, es hacer lo imposible para evitar que el pueblo, el ciudadano, descubra, se entere, de cuales son las consecuencias que sufrirá con la implantación del comunismo socialismo conducido y controlado desde la isla cautiverio.
6. Le es esencial al comunismo socialismo, hoy, impedir el surgimiento de toda información relevante y necesaria que lo critique, que induzca a su descalificación, a su eliminación.
7. Las personas, los ciudadanos, el pueblo, al estar impedidos por la fuerza bruta, ni siquiera se dan cuenta de todo cuanto dejan de crear, percibir, y obtener, debido al ambiente general de represión institucional que les impone la dictadura comunista socialista. “Ojos que no ven, corazón que no siente”, dice el refrán popular.
8. Luego se va formando un falso espejismo y los ciudadanos, las personas, sobre todo las menos favorecidas, comienzan a identificar al dictador con la promesa y existencia de bienes y servicios (ej. Vivienda, comida, mesada, beca, bono, etc.,) esenciales para la vida y proporcionados por él.
9. Llega un momento en que no se piensa en su capacidad personal para obtener, creativa y diligentemente, con su esfuerzo e inteligencia, habilidades y oportunidades, cuanto quiere y necesita. Se comienza a extender la autocomplacencia, el cinismo y la resignación.
10. La economía irregular, la de los “caminos verdes” que siempre esta presente en todo régimen comunista socialista, y el conocimiento de cuanto sucede en otras partes del mundo, pueden desencadenar mecanismos de rebelión civil que son indispensables para desmontar el sistema de represión, terror y crimen contra el ser humano.
11. Así el comunismo socialismo, como toda droga, produce adicción y rigidez, además, tiende a aumentar, cada vez, mas dosis de coacción y hace doloroso y difícil que quienes son dependientes de él se den perfecta cuenta de eso. Ojo.
12. Hasta aquí, nota 5, algunas de las consecuencias para la sociedad venezolana de este intento malévolo de implantar el comunismo socialismo por un grupo cuyo calificativo y juzgamiento queda en la mente y manos del pueblo. Usted es el juez y puede, además, ampliar la lista y los argumentos.
Tips:
· Armas: ¿Por qué una comisión de diputados de la oposición y/o un comisionado del candidato opositor no exige el inventario de armas, compradas, en existencia y en posesión y resguardo de quien? La sociedad exige transparencia.
· Pasivos laborales. ¿Promesa de pago a escasos seis meses de las elecciones? ¿En 13 años no lo hizo y con descomunales ingresos? ¿Y, ahora, con bonos, con papeles devaluados desde antes de emitirlos? Eso es una puñalada a los trabajadores. Pero eso es el comunismo socialismo realmente.
· Universidades. La UCV es luz y este régimen jurasico comunista socialista se ha empeñado en apagar esa luz. Les aterra la luz del conocimiento, la inteligencia, la creatividad, la investigación. Cuanto han demostrado en 13 años es que ni siquiera pueden ver una luz. Sus partidarios rojos rojitos, con licencia, le impiden, con represión, terror y crimen, a la juventud aplicada, estudiar, prepararse, progresar. Le impiden al pueblo ser mejores y ayudar a los demás. Solo buscan implantar el pensamiento único, el atraso, la barbarie. ¡Vayan para la auyama!
· Violencia. ¿Quién es el violento? ¿Quién ha mantenido durante 13 años un lenguaje violento, incitador, malévolo? ¿Quién reprime, infunde terror y amenaza hasta con el crimen? ¿Quién llama a la guerra todos los días? ¿Quién tiene como esquema dialéctico la lucha de clases? ¿Quién toma y quita cuanto le viene en ganas? ¿Quién compra armas a granel? ¿Quién ha creado milicias? ¿Quién las ha armado? ¿Quién tolera y ampara grupos armados que actúan fuera de ley? ¿Prepara un escenario para justificar qué? ¿Un segundo tomo, tipo fiscal A? ¿Cuántas mentiras, ordenadas cronológicamente y documentadas, van desde 1998? ¿Llegan al centenar o pasan? ¿Publicar una por una seria ilustrativo e indicativo?

Lema Histórico de Venezuela: “Dios y Federación”. Estado Táchira: “En unión y libertad”.

Cuando la ley y la moral se contradicen una a otra, el ciudadano confronta la cruel alternativa de perder su sentido moral o perder su respeto a la ley”, Federic Bastiat.
Caracas, Venezuela, 30/03/2012.


Publicado por Blogger para LA PROTESTA MILITAR el 3/31/2012 12:01:00 AM

Anuncios

Acerca de LA PROTESTA MILITAR

Sammy Landaeta Millán es Coronel de la Fuerza Aerea Venezolana, en Situación de Retiro, según resolución N°7446 de fecha 27 de julio de 2000 (Propia solicitud). Licenciado en Ciencias y Artes Militares (Opción Aeronáutica). Especialista en Administración de los Recursos de la Aviación. Maestria en el Empleo del Poder Aéreo. Diplomado Estado Mayor Conjunto N°14. Diplomado Curso Especial de Seguridad y Defensa para Ejecutivos. Piloto Aviador Militar. Piloto de Helicópteros Militares. Piloto de Helicóptero Comercial. Especialista en Busqueda y Salvamento. Administra Edita y desde la Gran Caracas. VENEZUELA, el blog de opinión militar y politica. LA PROTESTA MILITAR http://laprotestamilitar.blogspot.com y
Esta entrada fue publicada en blog. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.