Archivos diarios: 8 septiembre, 2015

UNA MIRADA A CUBA: MEDICO SALVADOREÑO HABLA SOBRE CUBA. Dr. Rodrigo Siman Siri.

​MEDICO SALVADOREÑO HABLA SOBRE CUBA

Posted on 08/22/2012 by Gustavo Pardo

ENVIADO POR ARMANDO ARMADA 33

Martes 21 de agosto de 2012 22:36

Imagen tomada de CUBADEBATE

Hablar de Cuba es hablar de un paraíso donde la belleza natural se entremezcla con el sueño de todo un pueblo bueno y trabajador. Estoy sentado en el balcón de un hotel de La Habana, viendo uno de los atardeceres más alucinantes que jamás haya imaginado, con una mezcla de sentimientos tan fuertes como el olor de los puros cubanos.

Pensé que escribir unas líneas sobre Cuba iba ser de lo más sencillo después de estar aquí por una semana, pero es difícil ser objetivo cuando las ideas se nublan y los ojos se humedecen constantemente con la cantidad de sensaciones vividas en estos días.

Fui invitado por las autoridades de salud de este bello país con motivo de un congreso médico, perfectamente organizado por los galenos cubanos.

En el congreso tuve la oportunidad de ver al legendario Fidel Castro, que no es más que los restos de lo que ha de haber sido un fornido guerrillero. Llegó fuertemente custodiado en su caravana de tres Mercedes Benz negros, exactamente iguales a los que utilizo el general Pinochet y también Idi Amin, dictador del África. Casualidades de la vida, pensé.

Vimos a un anciano vestido de verde olivo hablar confusamente en el foro por más de una hora sobre mil cosas, palabras sueltas sin mensaje alguno, desde la guerra en Iraq hasta los mosquitos que causan el dengue.

Como médico llegué a Cuba sabiendo que si bien aquí no habría libertades, el sistema de salud era uno de los mejores del mundo, pues así lo reflejan sus indicadores de salud y sociales y nos lo repiten constantemente los dirigentes del FMLN.

No sé que parámetros utilizan los políticos en Cuba, pero ayer un niño que parecía de siete años me contó que acababa de cumplir 15 años, y en sus pellejos traslucía una desnutrición severa y crónica.

Pedimos visitar un hospital y se nos llevó a un hospital turístico exclusivo para extranjeros, elegante e impecablemente limpio, para después enterarnos de que los hospitales públicos están paupérrimos y se ven más destrozados que nuestro hospital Rosales.

Son viejos, con filas eternas de gente esperando ser atendidas, escasos de medicinas y con un personal de salud exigiendo, por debajo de la mesa, algunos dólares extras a los usuarios si se quiere que el enfermo se atienda oportunamente y con las mejores medicinas.

Y mi mayor sorpresa fue saber que un médico especialista gana mensualmente la cuantiosa suma de $20.00. Así es, 20 dólares al mes, cuando una botella de agua cuesta $1 en la calle, agua que por cierto no se puede tomar del chorro pues está contaminada, según nos advirtieron los colegas de Cuba. Si todo esto sucede en La Habana, me imagino lo que será en las provincias rurales.

En Cuba verdaderamente no hay mendigos harapientos, ni niños descalzos deambulando por las calles. Pero sobran los viejos, jóvenes y niños que se acercan a los turistas en los restaurantes rogando por unas monedas o un pedazo de pan.

Los turistas tienen acceso a los lugares creados exclusivamente para ellos, hoteles gigantescos, restaurantes de lujo, todo en dólares por supuesto. Los cubanos solo pueden ser testigos pasivos de la buena vida que se le ofrece al extranjero. Como me comentó un amigo taxista, con los ojos humedecidos por la rabia y la tristeza: acá los turistas son los humanos y nosotros somos los extraterrestres.

Descubrir Cuba y su gente es descubrir el heroísmo y la valentía de un pueblo que vive o más bien, sobrevive en un régimen de opresión, miedo y miseria… Gracias al auge del turismo que hay en este país, los cubanos pueden ver ahora las diferencias entre ellos y el mundo libre.

Al bajar del avión se me acercó calladamente un señor y luego de preguntarme de dónde era, me pidió un periódico de El Salvador ; están hambrientos de noticias reales del mundo real, no de este fantasma creado por sus autoridades, que acá ya nadie se la cree.

Muchos me han preguntado por nuestro ex-presidente Flores, quieren saber cómo es su personalidad, están impresionados con él, ya que es el único que ha puesto a Fidel en su sitio.

De todo esto se han enterado porque alguien les ha contado, ya que esta noticia, como muchas otras, nunca se transmitió en Cuba.

La semana pasada fueron fusilados en La Habana tres jóvenes por haber soñado con su libertad y haber tratado de huir de Cuba en una lancha robada .Por este grave delito, fueron juzgados en un día, y 24 horas después, fusilados salvajemente, como ejemplo para el pueblo de lo que le puede suceder al que esté en contra del régimen. Cuando me contaba este injusto hecho, una hermosa cubana con una mirada conformista, sólo se me ocurrió decirle que hay que tener fe en que las cosas van a cambiar pronto. Qué estúpido me sentí cuando me contestó que eso han esperado desde hace 52 años y acá siguen muriendo muchos.

Unos a tiros, como estos tres jóvenes y cientos que viven pero que les han fusilado la esperanza de ser libres, de trabajar y superarse, de exigir sus derechos sin ser reprimidos. Pero sería injusto hablar de Cuba y sólo mencionar las miserias de un régimen obsoleto y tirano. Y AHORA siguen Venezuela, Ecuador, Bolivia-Nicaragua.

Hablar de Cuba es hablar, del ritmo y de la calidez de su gente, de la mirada buena de su pueblo, de las bellezas de sus calles con olor a sal, tabaco y ron.

Hablar de Cuba es hablar de un paraíso donde la belleza natural se entremezcla con el sueño de todo un pueblo bueno y trabajador que sigue esperando su verdadera revolución.

Dr. Rodrigo Siman Siri. Director Nacional Programa Nacional de Infecciones de Transmisión Sexual ITS/VIH/SIDA MINISTERIO DE SALUD, EL SALVADOR  *Médico Pediatra

M A X I M A … Cuando algo no sea justo no puedes guardar silencio

FUENTES:

1.- UNA MIRADA A CUBA / Neoliberalismo

2.- MEDICO SALVADOREÑO HABLA SORE CUBA/ LA COLMENA

Agricultura: del pasado al presente. Por: Eddie A. Ramírez S.

Agricultura: del pasado al presente

Eddie A. Ramírez S.

Nuestra producción de alimentos evolucionó en corto tiempo del conuco, que solo suministraba sustento a unos pocos, a un modelo que llegó a abastecer parte del consumo local e incluso exportar unos pocos rubros. Este logro fue a pesar de las erráticas políticas agrícolas de casi todos nuestros gobiernos, de una moneda sobrevaluada y de unas condiciones de suelos que no son las mejores. Esta evolución fue posible gracias al éxito del combate contra el paludismo en el medio rural y al ingreso petrolero que permitió la captación de un importante número de agricultores venidos de ultramar, la formación de valiosos profesionales del agro, la adquisición de maquinarias, equipos e insumos, la construcción de infraestructura y el otorgamiento de subsidios aunque a veces mal orientados.

La presencia de numerosos agricultores venidos principalmente de Italia, España y Portugal fue fundamental para el progreso de nuestro sector agrícola, especialmente en los rubros de arroz, frutales y hortalizas. Estos laboriosos inmigrantes acudieron a esta tierra que otrora fue de Gracia atraídos por el crecimiento económico que impulsaba el oro negro. También la mano de obra colombiana ha sido importante en la ganadería y cosecha de café.

Gracias al petróleo pudimos formar valiosos recursos humanos tanto en Venezuela, como en prestigiosas universidades del exterior. Tuvimos excelentes peritos agrónomos y productores como Chollet, Argenis Vivas, Concho Quijada, Waldemar Cordero, René Sosa y Luis Infante. Personalmente debo parte de mi formación como entomólogo a las enseñanzas prácticas de los peritos Miguel Nieves y Oscar Cedeño. Hemos contado con destacados ingenieros agrónomos y veterinarios como Campos Giral, Marcano Coello, JJ. Cabrera Malo, Jesús Silva Calvo, Pompeyo Rios, López Luque, Badillo, Jaime Henao Jaramillo, Mauricio Báez, Luis Segnini, Héctor Hernández Carabaño, Rojas Gómez, Felipe Gómez Álvarez, Hugo González, Pedro Elías Marcano, Fontana, Bascones, Obregón, Pedro y Julia Brito, Fernández Yépez-JJ. Villasmil, Humberto y Lilian Reyes, Benachio, Pla Sentis, JJ. Montilla, Comerma, Arias, Mazzani, Hernán Oropeza, Plasse, Eduardo Gonzáles Jiménez, Claudio Chicco y muchos otros que dieron importantes aportes a nuestra agricultura.

También algunos de nuestros profesionales del agro han mostrado entereza para defender al sector agrícola. Al respecto recordamos el caso de Eduardo Mendoza Goiticoa, ministro de agricultura, y Claudio Muskus , Director de Ganadería, que renunciaron a raíz de que la Junta Revolucionaria de Gobierno presidida por Betancourt, tomó la decisión de importar carne de Argentina, país afectado por la fiebre aftosa, que por esa medida populista se introdujo en nuestro país.

El sector privado hizo importantes contribuciones al desarrollo de nuestra agricultura. Basta recordar el apoyo entusiasta que dio Eugenio Mendoza Goiticoa para que el sorgo fuese una realidad que cambió la ganadería en el Guárico, que pasó de un sistema de trashumancia a uno permanente en donde los animales disponían en el verano de la soca del sorgo. También el apoyo a Foremaíz, esfuerzo conjunto entre la Fundación Mendoza y el sistema de investigación del Estado. Igualmente la labor de la Fundación Polar en apoyo a la investigación en soya y maíz, y de la Fundación Danac, también patrocinada por esa empresa.

Además de café y cacao, productos tradicionales de exportación, en la etapa de la Venezuela civil llegamos a exportar arroz, mangos y melones; nos autoabastecíamos de carne de res, de pollo, huevos y maíz blanco y gastábamos en importaciones de alimentos unas cinco veces menos que en la actualidad. . Nuestras limitaciones de suelo y clima nos impiden ser una potencia agrícola, pero sí podemos autoabastecernos de muchos rubros y tenemos ventajas comparativas y competitivas para producir arroz, café, cacao, frutales, caña de azúcar, especies maderables y carne de vacuno.

Después de haber contado con una pléyade de buenos profesionales del campo, extraña que hoy nuestras facultades de agronomía, de veterinaria y de zootecnia permanezcan mudas ante los atropellos a la propiedad privada en el campo, así como ante la desastrosa situación de nuestra agricultura. Mientras en los mercados mundiales se consigue aguacates de Guatemala y de México, plátanos y cambures de Costa Rica y de Ecuador, café de Colombia y de Brasil, es inaudito que el ministro de agricultura, siendo ingeniero agrónomo y profesor universitario, se preste no solo para que el régimen importe café y arroz de Nicaragua, arroz de Guyana y carne de Argentina, sino para las agresiones al sector privado agropecuario.

Ciertamente requerimos mejorar la infraestructura agrícola y apoyar más a la investigación, pero cualquier esfuerzo será vano si no hay seguridad personal y jurídica en el campo. Esto solo se logrará con un nuevo gobierno, cuya meta a largo plazo debería ser tener una balanza comercial agrícola cercana al punto de equilibrio.

Como en botica: Como político que piensa en el futuro, Leopoldo López tenía que presentarse ante la justicia roja y el estudiante Marco Coello, torturado por el régimen, tenía que solicitar asilo. Leopoldo debería quedar libre de culpa. Si es sentenciado seguirá libre, aunque en Ramo Verde, mientras que si se comete el exabrupto de condenarlo, la jueza seguiría caminando por estas calles, pero condenada por la opinión de los demócratas. ¡ No más prisioneros políticos, ni exiliados!

eddiearamirez Notiiero Digital y Runrunes 8/9/15