Archivo de la categoría: BOLÍVAR

>¡BOLÍVAR ARA EN ESTA REVOLUCIÓN!

>


El propio Bolívar establece su derrota: hemos arado en el mar. Y su decepción aumenta con su depresión. Por eso a pocas horas de su muerte, en carta del 09/11/1830 al general Juan José Flores agrega: el que sirve a una revolución ara en el mar.

A esta hora entiende que se equivocó. De allí el derrotado que ve a la América toda en pleno hundimiento como resultado de la revolución que se adelantó. Y por ello llega a la conclusión de que la única cosa que puede hacerse aquí es emigrar.

Y específicamente sobre Venezuela anuncia el peor destino: este país caerá infaliblemente en manos de la multitud desenfrenada para después pasar a tiranuelos casi imperceptibles de todos los colores y razas.

La multitud desenfrenada se hace presente en la Guerra Federal. El peligro fue visto con suma preocupación. Y se juntaron los tiranuelos del bando liberal, Guzmán Blanco, Falcón con los conservadores encabezados por Páez, para planificar la manera de aniquilar la amenaza de un colectivo que pretendía desplazar a los jerarcas y alzarse con el mando-poder.

A lo largo del período independentista la multitud fue controlada. Bolívar es puntal en este cometido. Se le hizo saber al colectivo que la república era de y para los señores propietarios. Este dictamen lo ratifican los jefes federales y centralistas que firman el Tratado de Coche que pone fin a la guerra. Los segundos le entregan el mando-poder a los primeros con el encargo de que detengan ‘la multitud desenfrenada’.

A partir de la ‘Revolución de Abril’ de 1870 queda firmemente establecido el tiranuelo que, a lo largo de este tiempo republicano, se mantiene incólume. Ha tomado la modalidad dictatorial o democrática, violenta o electoralista, populista o doctrinaria.

Cada tiranuelo ha adoptado su uniforme o disfraz. Pero en todo caso se ha jurado el apego a la constitución y leyes de la República. Hipocresía e impudicia. Descaro y desvergüenza. Las dictaduras, torturas, desaparecidos, exterminados, masacrados están apegados a la ley. Con la constitución todo fuera de ella nada.

Los tiranuelos de la fuerza caudillista, militarista y personalista ocupan el mayor espacio republicano. De Páez a Pérez Jiménez con escasos intervalos.

Y éstos dan paso a los tiranuelos democrático-electoralistas, que hicieron de la maquinaria del fraude-trampa electoral la primera arma de manipulación y sometimiento.

Hoy estamos frente a unos tiranuelos que se presentan como bolivarianos, de izquierda, revolucionarios y socialistas-comunistas, que han puesto a andar un proyecto internacional apegado a los lineamientos del neocomunismo. De allí surge el llamado socialismo del siglo XXI.

En este punto se juntan dos fracasos: el socialista y el bolivariano original, el del Bolívar que, al final de su ruta entiende haber arado en el mar porque la independencia no va más allá de una anarquía devoradora, una desunión atronadora y un personalismo-autoritarismo que él mismo puso en acción.

Un fracaso, además, que se fue labrando desde el propio inicio de una ‘gesta emancipadora’ que tenía el sello de los intereses de una clase que tiene en Bolívar su máximo representante.

Y es precisamente desde esa posición desde donde se acometen acciones que a la larga conforman el cuadro de una profunda derrota. En su conjunto los mantuanos enfrentan los movimientos independentistas que no estén promovidos por ellos y esto se evidencia en la delación, persecución y enfrentamiento a los dirigentes de la conspiración y en particular a Gual y España.

Y la continuación de esta siembra de fracasos puede verse luego a nivel de un jefe militar, que participa directamente en la entrega de Miranda a las fuerzas enemigas, a sabiendas de que difícilmente podía salvar la vida y que hace fusilar a Piar para mostrar su disposición a imponer una autoridad que no aplica ni puede aplicar al conjunto de los jefes militares, que también ven en el defenestrado un peligro para muchas ambiciones.

El hilo de las derrotas tiene también la expresión de una labor militar en la que quedan planteadas interrogantes de mucho peso relacionadas a si hay o no capacidad criminal en la Guerra a Muerte, en la expedición hacia oriente o en el capítulo de los ajusticiamientos.

Y esta secuencia de derrotas se acrecienta en el proceso de la desintegración de la Gran Colombia. En esta experiencia queda plasmada la condición de solitario y fracasado que acompaña y define a Bolívar.

Él no actuó como seguidor de lineamientos que emanan de un colectivo sino como la figura que, en términos del más crudo positivismo, ejerce la posición de máximo salvador de su sociedad. Porque él es la historia y todo lo demás gira a su alrededor.

Él es la base y fundamento de una escuela de héroes y caudillos que aún padecemos y que tiene en el máximo representante del ‘socialismo bolivariano’ un continuador de la derrota de Bolívar.

De modo que el fracaso bolivariano no se queda en la independencia o repúblicas que no llegan a ser, sino en la proyección que ahora acomete hacia una realidad determinada por una revolución, que junta el fracaso Bolívar al del socialismo real, que ahora asume el mote ‘del siglo XXI’, para tratar de vender la idea de que es algo apartado de la derrota conocida y sufrida.

Y esa es la realidad que hoy enfrentamos. La reedición de los viejos y fracasados empeños hegemónicos que ignoraron e ignoran al colectivo, utilizándolo como permanente instrumento para garantizar la dominación de cúpulas violentas y destructoras de todo porvenir.

Un mal del que se alimentan democracias y revoluciones en una disputa sin fin por un botín que incluye la condena a la exclusión y el padecimiento a un colectivo reducido a simple masa.

Un conflicto entre propietarios de uno u otro signo cuyo único punto de concordancia es mantener a raya a una ‘masa’, a la que se le impide, por medios represivos o conminatorios, toda organización y conciencia que se distancie del poder correspondiente.

Y para lograr esa sujeción-domesticación es indispensable que los poderes mantengan a esa ‘masa’ en estado crítico, en padecimiento y penuria para garantizar su adhesión al reparto, el sobrante de la riqueza de los propietarios imperiales, llámense republicanos, democráticos o revolucionarios.

Esa ha sido y es nuestra gran tragedia, de la cual sólo podremos salir cuando ese colectivo, conformado por individuos conscientes y organizados, se enfrenten a través de acciones pacíficas pero contundentes, ideológicas y no militaristas, de construcción que no de destrucción, a usurpadores y beneficiarios de un poder del cual se autoproclamaron héroes, caudillos y jefes únicos, con el indeleble sello del fracaso y la derrota en su frente.

Esto está presente en la conciencia de Bolívar cuando en sus últimas horas dice al general Rafael Urdaneta: Muero expatriado, muero sin patria. Una expresión que el golpista-presidente le comenta a Fidel Castro (14-07-09), y a lo que éste responde: Ni tú ni yo moriremos así. Pero nadie sabe a esta hora que obra habrán adelantado para salir de la Escuela de la Derrota que gravita sobre los ex-países de Cuba y Venezuela. abm333@gmail.com

Agustin Blanco Munoz. El Universal, 24 de julio del 2009.

Imágen: el_libertador_fotomontaje_alfonso_bastidas.jpgmid.jpg

>La pesadilla de Bolívar.

>ELPAIS.COM

En vísperas del bicentenario de las independencias, poco queda de esa América unida desde California hasta la Tierra del Fuego con la que soñaba el Libertador. Ni siquiera existe como espacio cultural unitario

JORGE VOLPI 01/07/2009

Ahora que varios países latinoamericanos se aprestan a conmemorar sus independencias, resulta inevitable dirigir la mirada hacia la figura que mejor encarna los ideales despertados entonces, y su fracaso. Más que en el Libertador, el héroe o el mito que no cesa de ser invocado por tirios y troyanos, vale la pena detenerse en el Simón Bolívar que, una vez derrotados los ejércitos realistas, debió enfrentarse de manera brutal a la nueva realidad latinoamericana que en buena medida él contribuyó a concebir.

Tras lograr las independencias de Venezuela y Nueva Granada, y haber consumado la de Perú , Bolívar consagró el resto de sus días a resistir el sinfín de asonadas y conspiraciones que se sucedieron en su contra. Frente a la figura marmórea del prócer, resulta un tanto anticlimático este Bolívar dedicado a la “pequeña política” que se vio obligado a desentenderse de los asuntos de Estado para contener las tentaciones de los caudillos que brotaban como hongos y que, a la larga, lo apartarían del poder. Los responsables de los Bicentenarios quizás prefieran al Bolívar joven o triunfante, pero es probable que este Bolívar postrero y achacoso, tan venerado como detestado, pueda hablarnos mejor de los problemas que hoy en día nos aquejan.

Durante el turbulento periodo de 1825 a 1830, Bolívar fue testigo y protagonista de los mecanismos centrífugos y centrípetos que desgarrarían a América Latina en los decenios venideros. Si por una parte Bolívar no tardó en proclamar su “sueño”, es decir, el proyecto planteado en el inverosímil Congreso Anfictiónico de Panamá de 1826 de imaginar una sola nación desde la Alta California hasta la Tierra del Fuego, por la otra las prolongadas luchas contra los peninsulares reforzaron la convicción de que cada territorio debía construirse su propia identidad nacional. Los ideales de Bolívar se revelaron impracticables: el único vínculo entre los virreinatos y capitanías generales radicaba en su dependencia de Madrid; desaparecida ésta, cada aristocracia local se empeñó en diferenciarse de sus vecinos. Paradójicamente, las naciones que acababan de separarse de Europa se apresuraron a importar la principal moda europea de la época, el nacionalismo, con su inevitable carga de discriminació n y su parafernalia de historias oficiales y catecismos patrióticos.

Muy a su pesar, Bolívar se convirtió en el artífice -y la primera víctima- de este enfrentamiento entre lo local y lo global que presagiaba algunas de las contradicciones de América Latina a principios del siglo XXI. La imposibilidad de lidiar con las reivindicaciones regionales llevó a Bolívar a flirtear con el autoritarismo e incluso la monarquía y, tal como ha narrado García Márquez en El general en su laberinto, terminó por minar su prestigio y su salud. En su lecho de muerte en la quinta de San Pedro Alejandrino, Bolívar no tenía demasiadas razones para sentirse satisfecho: no sólo la unión de la América española se había revelado una quimera, sino que ni siquiera la Gran Colombia conseguiría mantenerse en pie. Solo, lejos del boato y la gloria, la agonía de Bolívar en Santa Marta representó también el fin de su sueño.

Durante el siglo XIX y la mitad del XX, los ideales bolivarianos quedaron sepultados en medio de las guerras, invasiones, golpes de Estado, revoluciones y dictaduras que infestaron a América Latina; fuera de unos cuantos intelectuales, nunca demasiado influyentes, las nuevas naciones se desentendieron de su herencia. Aun así, debe subrayarse que, si bien el continente nunca estuvo más dividido, los intercambios culturales se mantuvieron: compañías itinerantes, libros que circulaban continentalmente, y diarios y revistas que viajaban de México a Buenos Aires preservaban el conocimiento de norte a sur, al menos entre las élites.

A partir del triunfo de la Revolución cubana en 1959, una nueva ola de latinoamericanismo se expandió por la región, encabezada por esa cofradía de “plenipotenciarios” conocida como el Boom. La deriva dictatorial de Castro y el lento triunfo de la democracia en la región hicieron que los ideales bolivarianos pasaran a segundo término. A dos siglos de que se iniciasen los movimientos de independencia, se mantienen como eso: hermosos anhelos, listos para ser usados o manipulados por cualquiera.

Seré incluso más drástico: a principios del siglo XXI, ese territorio imaginario bautizado como América Latina prácticamente ha dejado de existir. Las relaciones culturales entre sus países se han reducido al mínimo: los consorcios editoriales apenas se preocupan por circular sus libros y no hay una sola revista intelectual que circule continentalmente. Tampoco hay tendencias reconocibles en la literatura y la ignorancia del público hacia la vida artística de sus vecinos es más drástica que nunca. Y, por más que se diga, por el momento la Red no ha logrado paliar este vacío. (La música popular sigue otra lógica, estrictamente mercantil). América Latina se ha convertido en un lugar cada vez más normal, y por tanto más aburrido.

¿Qué queda hoy de la América soñada por Bolívar? Muy poco: resabios del catolicismo, la lengua española -dominante pero ya no única-, ciertas tradiciones indígenas, algunas instituciones y un conjunto de democracias aquejadas por numerosos problemas, el mayor de los cuales es la desigualdad. Políticamente , la situación no es mejor. México, hasta hace no mucho cabeza de la región, ya ha dejado de formar parte de América Latina: para bien o para mal, su integración se lleva a cabo con Estados Unidos y Canadá y, si bien el NAFTA no contempla ninguna integración real, la migración y la dinámica social de sus miembros apuntan a un proceso irreversible. En Suramérica, en contraste, se han puesto en marcha incipientes procesos de unidad, jalonados por el liderazgo que se disputan -de manera tan feroz como sigilosa- la Venezuela de Chávez y el Brasil de Lula.

Ha sido Chávez quien más se ha esforzado por resucitar la figura de Bolívar, al grado de presentarse como su reencarnación. Para entender el extraño régimen que ha creado en Venezuela -mezcla de democracia, socialismo, autoritarismo y populismo-, resulta necesario estudiar la forma como ha reinterpretado el legado bolivariano, contaminándolo con un marxismo primario y asociándolo con su fobia antiestadounidense. En cada momento difícil, Chávez ha buscado a ese Bolívar terminal, sometido a la ambición de los caudillos regionales, víctima de golpes de Estado e intentos de asesinato. Pero, pese a sus tentaciones autoritarias, Bolívar jamás acumuló un poder como el de Chávez. En términos de política exterior, el neobolivarianismo de Chávez tampoco es un proyecto integrador, sino una herramienta por la cual un solo país, rico en recursos petroleros, trata de influir en sus Estados subsidiarios. El espíritu del Congreso de Panamá queda muy lejos: Chávez usa su posición para conseguir acuerdos regionales, valiosos en algunos términos pero que, dada su naturaleza hiperideológica, jamás alcanzarán a los países que le son desafectos.

Slavoj ŽZizek ha repetido que los verdaderos actos políticos son aquellos que permiten pensar lo impensable. Quizás la única manera de llevar a cabo el sueño de Bolívar sea dejando de lado a América Latina. Al acercarse a Estados Unidos -con una población hispana cada vez más relevante- y Canadá, México ya no pertenece a la región, mientras que en el sur resulta cada vez más claro que su centro neurálgico recaerá en Brasil. Ello supondría que, al cabo de unas cuantas décadas, acaso podamos imaginar dos regiones más o menos cohesionadas, Norte y Suramérica, con Centroamérica y el Caribe como puentes.

Y, si la lógica centrípeta venciese por fin al nacionalismo, acaso el tricentenario de las independencias podría celebrarse con una auténtica unión, en condiciones de igualdad y respeto, de todos los países de América. Sé que esta posibilidad incomodará a muchos, pero es la mejor esperanza que tienen sus habitantes de desarrollar sistemas democráticos más sólidos, transparentes y equitativos, desprovistos del oprobio que significan las fronteras nacionales. Quizás a Bolívar no le disgustaría tanto la idea.

© EDICIONES EL PAÍS S.L. – Miguel Yuste 40 – 28037 Madrid [España] – Tel. 91 337 8200

>Sobre Bolivar y Marx

>

E l presidente Chávez está empeñado fanáticamente en presentar a Bolívar como un socialista. Mayor disparate, imposible. Hablar de un socialismo bolivariano es una contradicción en los términos de esa expresión. Se han agarrado desesperadamente Chávez y el PSUV de una frase aislada de Bolívar en el Discurso de Angostura del 15 de febrero de 1819, para argumentar que el Libertador era socialista. La frase es esta: “El sistema de gobierno más perfecto es aquel que produce la mayor suma de felicidad posible, mayor suma de seguridad social y mayor suma de estabilidad política”. ¿Qué tiene esto de socialista? Nada. Como Bolívar era un hombre de su tiempo, es absurdo asimilar su concepto de seguridad social a lo que implica hoy esa definición, cuando se sabe que el progenitor de los esquemas de protección social pública fue el “canciller de hierro” Otto von Bismarck, en Alemania, durante la década de los ochenta del siglo XIX. UN POCO DE BIOGRAFÍA ¿Quién fue Bolívar? Simón Bolívar, descendiente de una familia mantuana de origen vasco, nació en Caracas el 24 de julio de 1783. Luego de avatares legales, su educación es encomendada a Simón Rodríguez, hasta que éste se ve precisado a salir de Venezuela en 1797 debido a que fue partícipe de la conspiración de Gual y España. Ello es importante porque Rodríguez tuvo relativamente poco tiempo para formar al infante Bolívar en Caracas, aunque dejó sembradas inquietudes y cariños, que luego van a resultar importantes. En ese mismo año, Bolívar se alista como cadete en el batallón de Milicias de Blancos de los Valles de Aragua, donde su padre había servido, pero como todo descendiente de la aristocracia, debía completar su formación en Madrid, adonde viaja en 1799 a estudiar matemáticas, literatura clásica y moderna, y a aprender francés. En este primer viaje a Madrid, Bolívar cuenta con la inestimable ayuda de un personaje, el marqués de Ustáriz, de formación liberal, quien lo introduce en las enseñanzas de los enciclopedistas y la Ilustración. Fue Bolívar un hombre eminentemente liberal, por cierto de la vertiente más conservadora de esa corriente política, pero con talento de sobra para superar con creces al resto de los líderes patriotas.

¿Quién fue Carlos Marx? Karl Heinrich Marx era descendiente de una familia judía, nació el 5 de mayo de 1818, en Tréveris, Alemania. En el otoño de 1835, a los 17 años, comienza sus estudios de derecho en la Universidad de Bonn y hasta esa fecha no tenía tendencia a participar en política. El cambio fundamental vendrá una vez que en el verano de 1836 se cambia a la Universidad de Berlín, en cuya ciudad estaba el centro del poder prusiano y la base de los pensadores radicales, discípulos de Hegel. Viviendo en Berlín, Marx entra en contacto, entre otros, con Mosses Hess, un judío que ya empezaba a cuestionar la explotación capitalista y la propiedad privada. En marzo de 1841, a los veintitrés años presenta su disertación doctoral La diferencia de la filosofía de la naturaleza en Demócrito y Epicuro. Sin embargo, es con su viaje a París en 1843 cuando Marx profundiza sus estudios, especialmente de economía, y completa la formación que le permite establecer una interpretación del mundo alternativa a las existentes hasta entonces. CADA UNO EN SU TIEMPO Pero fíjense en los tiempos de cada uno de ellos para determinar que Bolívar ni siquiera se pudo haber acercado a la doctrina socialista, ni siquiera a la utópica. Cuando Marx nació ya Bolívar tenía 35 años y cuando Marx escribe su primera obra conocida (1841) Bolívar había muerto. Por tanto, Bolívar no puede ser inspirador del socialismo porque no conoció la obra del socialista más importante, Carlos Marx. Todavía más, cuando se logra la Independencia de Venezuela en 1821, Marx apenas tenía tres años, por tanto es obvio que no pudo haber influido en la formación del pensamiento de Bolívar. Sin embargo, Marx escribió una biografía terrible y mal intencionada sobre Bolívar y por esa razón el comunismo internacional desde su meca en Moscú siempre detestó a nuestro Libertador. Charles Dana, quien era el editor internacional del New York Daily Tribune, le solicita a Marx un artículo biográfico sobre Simón Bolívar para la New Ameri- can Cyclopaedia. Marx trabajó la biografía conjuntamente con Engels, la cual se publicó en 1858, bajo su autoría con el título Bolívar y Ponte. En una carta a Engels citada por José Aricó, Marx, ante una queja de Dana debido al tono insolente del escrito, expone que “hubiera sido pasarse de la raya querer presentar como Napoleón I al canalla más cobarde, brutal y miserable. Bolívar es el verdadero Soulouque”. Éste último era el Rey negro de Haití. El título del documento de Marx, Bolívar y Ponte, ya revela la visión de Marx sobre el Libertador, a quien comienza describiendo como un aristócrata. Las expresiones de Marx sobre Bolívar son sesgadas y sin fundamentos. Lo considera como un traidor, cobarde, desleal, militarmente inepto, racista y dictador. Así, sugiere que Bolívar transó con Monteverde la entrega de Miranda en La Guaira en 1812 para obtener el pasaporte y poder huir del país. No solamente atacó Marx duramente a Bolívar sino también a Sucre al referirse al gobierno de Bolivia: “En este país sometido a las bayonetas de Sucre, Bolívar dio curso libre a sus tendencias al despotismo y proclamó el Código Boliviano, remedo del de Napoleón”. ¿Era Bolívar un socialista? La respuesta es obvia, tanto por lo que en sí mismo fue Bolívar como por lo que Marx dice que fue Simón Bolívar.

José Guerra
ENFOQUE
ECONOMIA.
CARACAS, Martes 09 de Junio de 2009.
Diario TalCual pag. 14.

>BOLIVAR: El Libertador // Por: Sammy Landaeta Millán

>

Hacer una Constitución no es tarea fácil; reformarla ó enmendarla, tampoco. Es una labor de TODOS y no una acción unilateral, para el beneficio político de un Gobernante. La Historia nos muestra, diversas facetas del Genio de América, quien trató el tema sobre el PRESIDENTE VITALICIO. Hoy se difunde su pensamiento, bajo la concepción SOCIALISTA y se trata de concretar la investidura PERPETUA de Hugo Chávez Frías. Pero el PUEBLO conoce e interpreta muy bien a SIMON BOLIVAR: El LIBERTADOR.

La noción sobre el Poder INDEFINIDO fue tratada el 15 de Febrero de 1819 por el Libertador Simón Bolívar en el Congreso de Angostura. En su Discurso de Proyecto de Constitución destaca: “Nada es tan peligroso como dejar permanecer largo tiempo en un mismo Ciudadano el PODER. El Pueblo se acostumbra a obedecerle y él se acostumbra a mandarlo; de donde se origina la USURPACIÓN y la TIRANIA.” Pero el sector político del desgobierno, manipula su pensamiento, utilizándolo en la CONSTRUCCIÓN de una ideología socialista, que no se adapta a las exigencias del colectivo que aspira a vivir en DEMOCRACIA. Sabemos que la Democracia Representativa que conocíamos, se sustituyó por Participativa y en su defecto tenemos una Dedocracia y Mando Militar-Político.

Hugo Chávez Frías y sus Secuaces de la pretendida REVOLUCION ROJA no dan indicios que en Venezuela haya intenciones de consolidar un SOCIALISMO. A diario vemos demostraciones de autoritarismo, militarismo, siembra de odios, persecución política, atropello a la propiedad privada y a la libertad de expresión. Estos aspectos se debaten entre FASCISMO y COMUNISMO y no sabemos si acudiendo a TARZÁN -el Rey de los Monos- serían capaces de entenderlo. Mientras tanto, la ESQUIZOFRENIA revolucionaria labora en pro de una ENMIENDA Constitucional y el sector político oficialista propende a consolidar las bases para establecer, un gobernante VITALICIO ó PERPETUO.

EL pensamiento bolivariano es un legado que permite inspirar, apoyar e incentivar el NORTE de la Nación y en su esencia son preceptos para conservar la Patria. Es inaudito, que hoy se emplee para satisfacer el EGO de un Gobernante emborrachado de PODER o presa de su MIEDO a perderlo. No podríamos vivir con un Presidente ETERNO -producto del culto a la personalidad e índices de NARCISIMO- que a nombre de un Bolivarianismo desenfrenado, pretenda conculcar indefinidamente, la LIBERTAD en Venezuela. En contraposición nos permitimos recordar que su investidura esta plagada de: Renuncia, abandono del cargo, revocatoria, usurpación, alevosía, arrebato y FRAUDE electoral.

El reconcomio y el revanchismo político, están llevando a la Nación a niveles muy peligrosos, máximo cuando se plantea una ENMIENDA constitucional con miras a PERPETUAR a un Gobernante. No sabemos que se nos cobra a los venezolanos; en justicia no le quitamos nada a nadie y no le robamos las oportunidades a nuestros semejantes. Tampoco tenemos la culpa si el día que nació “Hugo Rafael” la partera estaba distante y no hubo medios para trasladarla. No somos responsables si la LUZ se fue, por falta de Gasoil en la Planta Eléctrica de Sabaneta de Barinas y tampoco fuimos garantes que día a día llegase el agua potable al vertedero de la pila, del acueducto local y en esa oportunidad, no llegó. En síntesis; no existe excusa para subyugar a un PUEBLO, por voluntad de un Resentido Social.

Recordemos que el Plan Social más importante para el desgobierno se llamó Bolivar-2000 y resultó ser un reducto de corrupción, depredación y ROBO militar-cívico. También se obvia que con el nombre del Libertador; se lanzó un Satélite de Comunicaciones que priorizó el Ideologizar-Espionar, ante las necesidades básicas del Pueblo Venezolano. De igual forma Simón Bolívar se llama el Plan Maestro que pretende ESCLAVIZARNOS entre el 2009-2019. Ahí presuntamente se promueve estimular la ÉTICA y la MORAL, para fortalecer la lucha social. Pero la crisis económica que se avecina, les advierte que pagaremos con creces, los REGALOS, el Clientelismo Político y el ROBO al Erario Público Nacional. Por ello existe premura por ETERNIZAR al DEMENTE-PRESIDENTE, en detrimento de toda la Sociedad.

Por otra parte; no entendemos, como el Estamento Militar Venezolano sigue avalando que en el país existe una “Revolución pacífica, pero Armada.” Rechazamos semejante bajeza, desbarajuste, falta de dignidad y pundonor. En esencia, lo ciudadanos no conocemos como se llama la Institución Militar. A las antiguas Fuerzas Armadas Nacionales las transformaron en Fuerza Armada Nacional -FAN- para integrarlas en un solo cuerpo. Pero en realidad se orientó -por motivos políticos y partidistas- hacia una Fuerza Armada Nacional Bolivariana -FANB- y hoy no sabemos si son FAN Hugistas, Chavistas, Socialistas, Comunistas o un Club de Verditas -FANS – aduladoras, aguantadoras, ladronas, jala mecates, traidoras y falta de metras.

Alberto Muller Rojas -General de División retirado y Vicepresidente del PSUV- difundió por VTV las ideas de Simón Bolívar en el Proyecto de Constitución de Bolivia, en 1826: “El Presidente de la República viene a ser en nuestra nueva Constitución como el SOL, que firme en su centro, da vida al Universo. Esta SUPREMA AUTORIDAD debe ser PERPETUA.; porque en los sistemas sin jerarquías se necesita más que otros un PUNTO FIJO alrededor del cual giren los Magistrados y los Ciudadanos: Los Hombres y las cosas. ‘Dadme un punto fijo y moveré el Mundo,’ decía un antiguo. Para Bolivia ese punto es el PRESIDENTE VITALICIO. En él estriba todo nuevo orden, sin tener en esto acción. Se le ha cortado la Cabeza para que nadie tema sus intenciones, y se le han ligado las Manos para que a nadie dañe.”

Muller no dijo, que esto se proponía para la preservación del Estado de Bolivia y no como un instrumento para imponer y proteger un Sistema Socialista, incapaz, ineficiente, acabado, derrotado y en desuso en el ámbito Mundial. Se acude al extracto del Proyecto de Constitución referido; solo para justificar la PRESIDENCIA VITALICIA y tratar de oxigenar a un Mandatario que experimenta índices de ANOXIA política. Tampoco se advirtió, que en dicho Proyecto de Constitución de Bolivia -convertido en “pasaje bíblico” revolucionario- se concreta una paradoja. Bolívar sin proponérselo, proyectó la frase “Punto Fijo” y esos vocablos -en el tiempo político- nos son acordes; con las lides revolucionarias.

Tampoco observó que en el texto del Libertador, hay dos frases que impulsan al colectivo a decirle NO a la ENMIENDA y NO a la PRESIDENCIA VITALICIA: “Se le ha cortado la Cabeza” y “se le han ligado las Manos.” No importa cuanto se siga torciendo el Ideario Bolivariano por causas Revolucionarias. Sabemos que Simón Bolívar no luchó por el SOCIALISMO ni fue COMUNISTA. El Pueblo no permitirá que una serie de Forajidos y Traidores, se queden con nuestra Patria y Simón José Antonio de la Santísima Trinidad Bolívar Palacios Ponte y Blanco, mejor conocido como Simón Bolívar, perdurará por siempre; como EL LIBERTADOR.

Cita: “Libertador de Venezuela: Título más glorioso y satisfactorio para mí que el cetro de todos los Imperios de la Tierra.”
Simón Bolívar

Coronel (FAV) Sammy Landaeta Millán
Caracas, 17 de Diciembre de 2008.

>MILITARES Y BOLIVAR // Por: Sammy Landaeta Millán

>

PASAJE EN LA GURUPERA-
Se efectuó la “repartición de SOLES” y se intenta militarizar la SOCIEDAD CIVIL, fundamentada en una INCONSTITUCIONAL Ley Orgánica de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB) El tema CASTRENSE, sigue pasando AGACHADO, dentro el proceso electoral y en virtud de las actuaciones del desgobierno; se hacen innumerables esfuerzos; para no ejecutar las ELECCIONES de Gobernadores y Alcaldes del 23 de Noviembre de 2008.
De resultar así; se consolidaría el régimen DICTATORIAL de corte Castro Comunista, que se pretende instaurar, en VENEZUELA. El establecimiento de REGIONES ESTRATEGICAS DE DEFENSA INTEGRAL, refuerza la tesis. Los conceptos de la Educación Militar, lo confirman. Los MILITARES ACTIVOS permanecen callados, ante todos los eventos. Se concibe a SIMON BOLÍVAR, como pensador PRE-SOCIALISTA y se irrespeta su imagen, en un cuadro que muestra a Hugo Chávez Frías uniformado, armado y con una constitución ROJA; después de obtener un pasaje, en la gurupera de su caballo.

El MILITARISMO reinante en la Nación; se acentúa. Sabemos en qué actividad; se encuentran los POLITICOS, pero no concebimos que se siga instrumentando un SILENCIO CÓMPLICE en la Fuerza Armada. Nos preguntamos: ¿Qué opinan los militares activos? No sabemos, pero toda Venezuela observó por televisión el 13-09-08, la realización de un ejercicio militar, donde se designaron los Jefes de las Regiones Estratégicas de Defensa Integral y deben formarse; su propio criterio. Allí ocurrió el hecho más GRAVE, para la estabilidad DEMOCRÁTICA del País, en la últimas cinco décadas. Se escenificó el espectáculo más BOCHORNOSO que pueda soportar la Sociedad Civil del cualquier Nación, al observar al individuo que funge de Presidente, ataviado de UNIFORME DE CAMPAÑA, con FORNITURA Y PISTOLA al cinto. Se apuesta a la desintegración de la identidad Militar y se institucionaliza un LOGO jerárquico, para el Comandante en Jefe de la FAN.

Tiempos atrás; se relacionaron a los GENERALES DIRECTORES de la DIM y la DISIP, con las GUERRILLAS TERRORISTAS DE LA FARC y no pasó NADA. El reconocimiento público del “padre” solapó cualquier intento de investigación. Nuevamente ocurren señalamientos directos contra el G/B (EJ) Henry Rangel Silva –Director de la DISIP- en el caso del MALETÍN con los 800.000 dólares y por su parte Hugo Chávez Frías no conoce a Guido Alexander Antonini Wilson, pero lo llama GORDO TRAIDOR. También se solapa al enlace del Jefe de la DISIP en el referido caso del MALETIN -Sargento Jose Cachica Gómez- quien aparece fotografiado en programa de Aló presidente y la superioridad cómplice; lo esconde ante el requerimiento de la justicia norteamericana.

En el marco de la cruzada del Golpe y el Magnicidio, orquestado por el desgobierno, se detiene al G/D (AV) Félix Caraballo Gómez y se MANIPULA, la información ante el colectivo. Félix Caraballo tenía varias semanas en su casa; DESTITUIDO del cargo, por una presunta conversación telefónica “pinchada” donde mostraba su desacuerdo con la conversión de Suboficiales a Oficiales Técnicos. Se acude a su grado, condición de ACTIVIDAD y anteriores funciones en la Inspectoría General de la Fuerza Aérea Venezolana, para dar relevancia a la infausta tesis del Atentado y la acción de Facto. Con la detención de ese general –adosado al chavismo- se trata de desviar las relaciones de oficiales GENERALES Y ALMIRANTES en el caso del MALETÍN. Pero lo más VERGONZOSO, para los MILITARES ACTIVOS, es que la privativa de libertad, de un General de División; se conoce por intermedio de un Diputado. ¿Dónde está la autoridad del Ministro de 4 soles?

Hoy no sabemos qué tratamiento le irán a dar a la existencia de un Carnet otorgado por la INTELIGENCIA NAVAL, que portaba Franklin Duran Guerrero como Comisario Jefe y firmado por el Almirante Alberto José Monagas Martín, actual Comandante de Operaciones de Inteligencia de la Armada bolivariana y revolucionaria. Suponemos que todo quedará en el SILENCIO COMPLICE como ocurrió con la develación en Caracas de un busto de guerrillero Colombiano, alias Manuel Marulanda Vélez conocido como “Tirofijo.” De igual forma se efectúa un pronunciamiento de las FARC para la Defensa de la Revolución Bolivariana, en perjuicio de la Sociedad Civil y la poca estabilidad democrática del país.

Simón Bolívar, El Libertador nunca advirtió que -con el tiempo- su pensamiento fuese manipulado, para sentar las bases de un sistema SOCIALISTA y que su imagen, fuese degradada a desfilar en el SAMBODROMO de Rio De Janeiro –Brasil- patrocinado por “La Pdvsa del Pueblo” –empresa que exporta MALETINES de dólares, para estimular el COMUNISMO en toda Latinoamérica. Tampoco reparó que su nombre se adosara “legalmente” a un “proceso Socialista.” La inconstitucional Ley Orgánica de la FANB lo establece así: “La Educación Militar, debe tomar como inspiración las bases filosóficas y el pensamiento educativo y social venezolano de SIMON BOLÍVAR, quien fue un pensador PRE-SOCIALISTA que, con una claridad política extraordinaria, señaló a la “igualdad establecida y practicada en Venezuela” como el basamento “exclusivo e inmediato” del sistema de gobierno al que visualizó como “el más perfecto” (…)” ¿Sera el Comunismo?

La FANB, se mantiene CALLADA. Pero el País, la Nación, el Estado y el Pueblo les pasarán la factura a los MILITARES ACTIVOS. Su inconstitucional Ley Orgánica, en su capítulo IV se refiere a DERECHOS HUMANOS Y DEL DERECHO INTERNACIONAL DE LOS CONFLICTOS ARMADOS. Artículo 134: Respeto al Derecho Internacional Humanitario (…) Articulo 135: Respeto a los DERECHOS HUMANOS (…) Articulo 136: Instrucción y capacitación en el respeto a los Derechos Humanos (…) No hay posibilidad de eludirlos, por ningún país o trocha. Son delitos de Lessa Humanidad y no prescriben.

Al final de la Gaceta Oficial se inscribe lo siguiente: Años 198° de la Independencia, 149° de la Federación y 10° de la Revolución Bolivariana. ¡PROTESTO! ¿Será que los MILITARES ACTIVOS, no ven eso? Destacamos que el país desecha el establecimiento de un sistema DICTATORIAL solapado por un culto inapropiado a nuestro Libertador SIMON BOLIVAR. Al igual que RECHAZA la falta de respeto en la exhibición de un oleo en una oficina pública; donde en las ancas del su caballo; gravita la imagen de Hugo Chávez Frías uniformado y armado, con un fusil Kalashnikov, exhibiendo un constitución ROJA.

Entendemos que si el supuesto BOLIVAR, lo montó en su corcel; es porque decidió darle un PASAJE. Si ese Bolívar conocía “al parrillero;” no responde a las condiciones morales de nuestro LIBERTADOR. Al Padre de la Patria le molestaban la estupidez, la ignorancia y los individuos que estimulan la ESCLAVITUD de las personas y le desagradaban los sujetos COBARDES. Por eso desestimamos, que hubiese podido -dar la cola- a aquel “pasajero,” que en los eventos del 4 de febrero de 1992 y el 11 de abril de 2002 respectivamente, demostró; que en cuestiones de VALENTÍA, es flojo de gurupera.
.
Cita: “Yo no soy débil, ni temo que me digan la verdad”
Simón Bolívar

Coronel (FAV) Sammy Landaeta Millán
Caracas, 6 de Octubre de 2008.

>BOLIVAR Y PRIMERA // Por: Sammy Landaeta Millán

>

Las fechas Patrias o aniversarias, sirven de marco para protestar sobre las acciones de los Gobiernos. Hemos observado que la Revolución Castro Comunista de Hugo Chávez Frías, no solo aboga por la beligerancia de la FARC , sino practica la retención de héroes, símbolos y personas que pertenecen por derecho al patrimonio nacional y eso lo REPUDIAMOS. En su intención pretenden convertir a la Sociedad en sus ESCLAVOS y hoy mantienen SECUESTRADOS, las imágenes de Simón Bolívar y Alí Primera.
Desde el 27 de Mayo de 2007 el desgobierno de Hugo Chávez Frías, sacó del aire la imagen del Canal 2, que identificaba la tradicional señal de Radio Caracas Televisión (RCTV), confiscó sus equipos transmisores y bajo la premisa manipulada de no renovar su concesión ocasionó el CIERRE de la Planta. Como consecuencia de ello; se produjo, la activación de un canal denominado: Televisora Venezolana Social (TVes). Pero bastó y sobró que el “Padre” Hugo Chávez Frías, el 31 de Diciembre de 2007 dijese: “Ese canal no lo ve nadie” para que se preparara un cambio en su programación que bajo la óptica revolucionaria, enalteciera el gentílico nacional, en pro de captar su Audiencia. Pero esta tarea en esencia, representa una empinada cuesta hacia la Sintonía ya que el Pueblo no olvida que el abrupto nacimiento de TVes, es producto del ATROPELLO y el ROBO.
El día 15 de Febrero se cumplieron 189 años de la instalación del Congreso de Angostura que inmortaliza al Genio de Simón Bolívar el Libertador. En dicha ocasión TVes realizó, una programación cultural desde el Estado Bolívar y su capital, donde sus interlocutores invitaban a conocer las atracciones turísticas, los tradicionales juegos, sus dulces y artesanías y a visitar la región para celebrar el onomástico del: Discurso de Angostura. El trabajo es por demás loable si no interviene el sesgo socialista. Días atrás Hugo Chávez Frías instaba a sus seguidores a perifonear en las calles, en pro de la revolución y en dicha fecha, en un pase televisivo la recordó, evocando: “El Sistema de Gobierno más perfecto es aquel que produce la mayor suma de felicidad posible, mayor suma de seguridad social y mayor suma de estabilidad política.” Haciéndose eco del ideario del Libertador en Angostura, para enaltecer su nefasto proceso de revolución.
El 16 de Febrero se cumplieron 23 años de la desaparición física del Cantor del Pueblo venezolano: Alí Primera. De igual forma TVes, transmitió un evento en vivo desde el Teatro de la Biblioteca Nacional denominado: “Ali Primera en voz de Mujer:” Un espectáculo de alta calidad interpretativa que incorporó a diversas figuras de la Canta Criolla. La entrada gratis propiciaba a que muchas personas hubiesen podido asistir, pero prevaleció su seguridad ante “los violentos.” El evento se orientó hacia la exclusiva pertenencia de una figura, que en su trova social, cultural y política, es patrimonio del pueblo venezolano. En el HOMENAJE se rendía tributo al gentilicio Falconiano tierno, culto, cantor, rebelde y emprendedor, que lamentablemente fue impregnado de una dosis de política ROJA. Entre segmentos se observaba la entrevista editada, de su hermano José Montecano quien lo recordaba: “Tengo el pálpito que algún día el pueblo será gobierno.”
Pero de ser así, de que nos vale. El reconocimiento a Alí Primera, fue un Canto Nacional, SECTORIZADO. No había esposa, ni hijos, ni hermanos en el Teatro. Se cantó: “Mama Pancha,” “Canción mansa para un pueblo bravo” y la “Guerra del Petróleo” que interpretó la Señora Lilia Vera, pero ella exaltó los ánimos socialistas cuando evocó: ¡Fuera Exxon Mobil! ¡Abajo el Imperialismo Yanqui! y presagió: “No vamos a permitir que GLOBOVISIÓN use la imagen de Alí Primera, para sus mentiras. Seguro que sí. Ustedes lo verán.” No era necesario POLITIZAR más la imagen de Ali Primera, por la “patria grande” por la “patria libre” y por la “patria buena” como expresaba Lilia Vera. El ambiente no era propicio para decir: “Patria o Muerte” y fue inaudito que otra artista indujera a incorporar a Alí Primera como cuarto elemento del árbol de las tres raíces donde Bolívar, Rodríguez y Zamora, son soportes del árbol de Judas o del arbusto de Coca.
No cantaron: “Techos de Cartón” y en esos momentos, “seguidores del proceso” se pronunciaban en razón de sus VIVIENDAS con severas denuncias, contra la incapacidad, la ineficiencia e irresponsabilidad del desgobierno de Hugo Chávez Frías en el sector de Nueva Tacagua, transmitido por GLOBOVISION, en el programa denominado: El Radar de los Barrios, que se encarga de “desmontar” las mentiras. Por la calle del medio. Para concluir, Lilia Vera agradeció a la Licenciada Lil Rodríguez, presidente de TVes, por la oportunidad que brindó al talento nacional; mientras esta aplaudía y coreaba: ¡No Volverán! Quizás para Lil, quedaron atrás los “Rumbos de Medianoche” que en el radiecito de los puestos de emergencia de hospitales, policiales, bomberiles, militares o de protección civil hoy presagian escasez, inseguridad e incertidumbre, con cada Amanecer.
Así como la Imagen de Simón Bolívar, El Libertador está secuestrada por el supuesto encarne que de él hace: Hugo Chávez Frías. Alí Primera fue plagiado en imagen y canto, por el sistema de turno. José Montecano dice: “Cuando un cantor muere solo cambia de lugar.” Quizás sea cierto pero no es lógico, que el desgobierno trate de demostrarnos, que se convirtió en el ICONO, de un depredador e ineficiente proceso de revolución, que pretende convertir a todos los conciudadanos en Esclavos. REPUDIAMOS que se haga prohibitivo el acceso a la imagen del Cantor del Pueblo Venezolano: Alí Primera. El inmortal CANTO PARAGUANERO, no es exclusivo de Hugo Chavez Frías y sus Secuaces; como tampoco creeremos que: “Hay Semerucos allá en el cerro y un canto hermoso para cantar.” Sea patrimonio del bochinche revolucionario.
Definitivamente Simón Bolívar y Alí Primera seguirán siendo REHENES que a los mejores estilos de las FARC permanecen en la categoría de RETENIDOS, desde la óptica del desgobierno. Pero en esencia están SECUESTRADOS, por la Revolución Castro Comunista de Hugo Chávez Frías y aunque algunos compatriotas, pretendan hoy inmolarse con el proceso vandálico; los demás venezolanos nos negamos a ser ESCLAVOS y nos pronunciamos ante el Mundo por la LIBERACIÓN de BOLÍVAR y PRIMERA.
Cita: “Un pueblo es esclavo cuando el gobierno por su esencia o por sus vicios huella y usurpa los derechos del ciudadano o súbdito.”
Simón Bolívar
Coronel (AV) Sammy Landaeta Millán.
Caracas, 20 de Febrero de 2008

>BOLÍVAR ANTE EL ABISMO

>

La pretendida revolución bolivariana se apresta a pasarse de la raya, en el ámbito político. Las venideras fiestas del “rey momo” han sido seleccionadas como escenario para consolidar el mayor ultraje a la imagen de Simón Bolívar, el Libertador. Desconocemos a quien pertenece esa nefasta idea, pero su materialización merecerá la futura sanción de sus patrocinantes, por el daño irreparable que ocasionarán al patrimonio histórico de la Nación.

Conocemos que en materia de asuntos religiosos, cultos y creencias, la decisión de inclinar el pensamiento, la adhesión, la participación o la adoración, es un acto de conciencia. Pero en lo que respecta al culto bolivariano y a la veneración de la memoria del Libertador, debe constituir una reacción colectiva de rechazo, lo que se pretende hacer, cuestión que obliga a todos los venezolanos a elevar una enérgica voz de protesta.

En el marco de las fiestas del carnaval carioca, se persigue hacer desfilar la imagen de Simón Bolívar, El Libertador. Debemos repudiar que por estimulación política del proceso Castro Comunista que pretende subyugar a Venezuela, se exponga la imagen del padre de la patria a la ofensa y la burla. Hugo Chávez Frías y sus acólitos, no son los dueños del Libertador y mucho menos tienen la potestad ni la anuencia del pueblo de Venezuela, para exponer su figura al inevitable descrédito internacional.

El mundo entero se conoce a Simón Bolívar como el paladín de la libertad de Venezuela y otras Naciones de América. Se representa en su semblanza, al hombre de uniforme erigido en oleos, cuadros, bustos, estatuas de pie y ecuestres que simbolizan sus faenas guerreras. El símbolo de la independencia y el mando, se concreta en sus monumentos, por poseer un espada en la mano.

Ahora se pretende hacer desfilar al Libertador, en un ambiente equivocado. En un carroza de la Escuela de Samba “Vila Isabel,” portando un corazón en la mano. Quizás desde la óptica revolucionaria se pretenda simbolizar la unión de los pueblos de América, en el proyecto socialista de dominación, pero en esencia representa el más grande de los insultos, a la dignidad de todos los venezolanos.

Con la marcha de la comparsa, se dejará atrás el desfile de la espada, el caballo y la kureña que diversos actos de la patria rinden tributo y honran la memoria de Simón José de la Santísima Trinidad Bolívar, Palacios y Blanco. ¿Sentirán algo los venezolanos que llevan sus nombres o sus apellidos? Es denigrante colocar a Bolívar, en una carroza que alberga eufóricas personas de ambos sexos en un jolgorio de samba, lujuria, droga y alcohol. ¡Una mascarada!

Pero todo esto es posible en el “ambiente revolucionario” por las infinitas bondades que proporciona el dinero del petróleo en perjuicio de la comunidad venezolana. Con certeza afirmamos, que la empresa estatal, Petróleos de Venezuela (PDVSA) llamada ahora “la pdvsa del pueblo,” donó la suma de un millón de dólares, para satisfacer las ansias revolucionarias del usurpador de la presidencia de la República Hugo Chávez Frías, de hacer participar a Simón Bolívar, el Libertador, en el desfile del Carnaval de Río de Janeiro en la República Federativa del Brasil. ¡Que burla y traición!

Nuevamente desde la alta dirigencia del desacertado proceso revolucionario y bolivariano, que adelantan una serie de bandidos en Venezuela, se pretende conculcar los valores, las creencias y el patrimonio de un pueblo soberano sometiendo al Libertador al escarnio publico, al vejamen, la burla y al agravio histórico del deterioro moral de su imagen independentista.

Lejos de que constituya una acción que promueva reivindicarse con su pueblo, el desgobierno se sumerge más en las profundidades de sus desaciertos. Los depredadores de la patria de turno en Venezuela, no se conforman con haber lanzado al barranco al país nacional. Ahora, mediante el culto desenfrenado, chabacano y ofensivo, empujan la imagen del Libertador a la mofa universal. Esto significaría para el padre de la Patria una segunda muerte, porque sitúan a Bolívar, ante un precipicio.

Al colocar al prócer de la independencia, frente al abismo, con fines políticos, el régimen de Hugo Chávez Frías, pretende emerger de las tumultuosas aguas del Comunismo en un ambiente de carnaval, pero por el contrario, los resultados le mostrarán que inevitablemente ese camino no lo conducen a una salida favorable, sino al acantilado.

Cita: “Quiero salir ciertamente del abismo en que nos hallamos, pero por la senda del deber y no de otro modo”
Simón Bolívar

Coronel (Av.) Sammy Landaeta Millán
Caracas, 23 de Febrero de 2006

>Desagravio a Bolívar

>

El País esta ardiendo de ira, se evidencia que cuando el Gobierno Nacional expone por televisión el micro de “verdades al soberano” no queda otra posibilidad sino la de propiciar un espontáneo cacerolazo que poco a poco esta alcanzando dimensiones de carácter Nacional.

Recuerdo que así como el Presidente Incapaz Hugo Chávez Frías expresaba en su campaña y luego al alcanzar la primera magistratura que “Bolívar despierta cada cien años”, al parecer para mi concepto ya lo hizo, pero por lo que se aprecia en la inestabilidad del país, este no se ubicó al lado del pretendido líder autoritario que atenta contra la paz, la libertad y la seguridad de un país que le costo a Simón Bolívar, sus desvelos, su dedicación, su fortuna, su salud y su enfermedad y que a cambio de ello heredó una tuberculosis y una tos casi incontenible, que todavía retumba en las paredes de la Quinta San Pedro Alejandrino en Santa Marta, Colombia, donde llego a su ultima morada y en esa habitación le acompaño el máximo galardón que le Proporcionó su lucha: La Gloria de ser El Libertador.

Hoy pasados 171 años de su muerte ocurrida fuera del suelo patrio y aún cuando sus restos están depositados en el Panteón Nacional, pienso que desde el espacio exterior, Bolívar vigila cada paso que da el mal llamado y equivocado proceso revolucionario que se ha manifestado en detrimento en la imagen, el prestigio y la institucionalidad de la Nación Venezolana para luego exigirle cuentas a los responsables del desastre.

Es 10 de Diciembre de 1830, siete días antes de morir el ilustrísimo venezolano, encomendó su alma a Dios Nuestro Señor, dispuso de sus pocos bienes y clarificó todo en su testamento como preámbulo para pasar a la vida eterna. Enerva la sangre el hecho que curiosamente en esa misma fecha, Venezuela se debatía la semana pasada en una celebración inusual del 81 Aniversario de la Fuerza Aérea Venezolana, en un acto de supuestos campesinos apoyando la promulgación de un Ley de tierras y en un acto de firma de la ley en una remota comunidad del Estado Barinas denominada Santa Inés.

Pero las reacciones del pueblo no se hicieron esperar. La Gran Caracas volvió a dar el ejemplo y el país se manifestó contra el sabotaje gubernamental de un evento que había sido convocado con anterioridad por el empresariado nacional por medio de Fedecámaras para protestar contra la promulgación atropellada, inconsulta y autoritaria de 49 leyes que tienen como finalidad en algunos casos subordinar mayoritariamente a los ciudadanos a los designios de un presidente que le quiere cobrar sus negaciones infantiles por ser un hijo criado de su abuela y por ser indiscutiblemente un resentido social desenfrenado. El país habló y se manifestó en un 95% promedio, lo que significó un rechazo rotundo a las practicas autoritarias y militaristas el líder instaurador de la doctrina Castro Comunista en un país tradicionalmente democrático.

Considero que Simón Bolívar en su regreso en este siglo se decidió a desenfundar su espada y a esgrimirla contra los designios del gobernante mentiroso, demagógico y tirano. Bolívar se convirtió en el líder de la campaña que se pronuncia por el destierro de los incapaces, corruptos y traidores a la patria.

Pero que no piensen que van a quedar impunes sus acciones porque la intención de luchar contra los bandidos que se quieren apoderar de este país, también lleva la disposición de dejar sentado que cada uno será juzgados y purgaran su pena de cadena perpetua porque ya el país entero esta dispuesto a contratar herreros a tiempo completo para fabricar los grillos y las cadenas que van a llevar como desagravio al dominio, a la represión y a la bota militar que en forma impositiva quiere colocar encima de los venezolanos la rata militar que hoy porta, mancha, ensucia y encochina el sagrado uniforme del Ejercito Venezolano y nadie le dice nada a ese militar retirado golpista, insensato, cobarde, bocón y traicionero.

Pero el país no va a pasar mucho tiempo así, pienso que los próceres que nos dieron la libertad, unidos a Simón Bolívar están actuando espiritualmente para contribuir con erradicar los postulados oscuros del comunismo desenfrenado que pretendió implantar el ilustre hijo de Sabaneta de Barinas. Con eso quiero significar que ni el país nacional, ni el país político se van a calar las pretensiones del Terrorista V, Hugo Chávez Frías. Vaticino que para el país vienen grandes catástrofes, vienen grandes enfrentamientos y viene una gran violencia si no se le pone out al pelotero en el Home, sin que se le permita tocar la pelota.

Tampoco debemos aceptar que los grandes militares nos vayan a salir con el cuento aquel que el presidente abordó el camastrón y abandonó el país. Porque Chávez si tiene que rendir cuentas y si se lleva los reales del fondo de estabilización macroeconómica, hay que traerlo en una jaula para perros, porque si es a mí que me toca tomar la decisión, en ningún momento lo extraditaría sino lo mandaría a capturar donde esté y lo enviaría como carga destinada a un zoológico.

Chávez se equivocó, fracaso en su intento de dominarnos, hostigarnos y convertirnos en serviles, mancillados en un régimen totalitario

Al cumplirse un aniversario mas de la muerte del Libertador Simón Bolívar, el mejor desagravio para este ilustre venezolano es mantener vivo el ideario bolivariano indicándole al venezolano que siga despertando, que el hombre no se debe dejar quitar la libertad que dios le dio, recordándole que ya Hugo Chávez Frías va a saber donde esta Simón Bolívar, ya él va a saber que significa el Libertador y ya Chávez experimentará en carne propia que significa burlarse de la majestad del Libertador; todo esto lo afirmo persuadido del siguiente postulado:

Cita: “No envainaré jamás la espada mientras la libertad de mi patria no este completamente asegurada.”
Simón Bolívar

Coronel (AV) Sammy Landaeta Millán
Diario Antorcha. El Tigre. Estado Anzoátegui. Lunes, 17 de Diciembre de 2001.

>CONSEJOS DE BOLIVAR A CHAVEZ // Por: Sammy Landaeta Millán

>

Desde cierto tiempo he venido madurando la idea de concretar un tema acerca de lo que posiblemente le diría El Libertador Simón Bolívar al Presidente Hugo Chávez, ello trajo como consecuencia una profunda revisión de escritos, folletos, textos, y diccionarios que recogen el pensamiento o ideario del Hombre de las Dificultades para consolidar el presente trabajo. El día miércoles 20-06-2001, viajé a la Ciudad de Caracas para asistir a una entrevista de radio con la conocida periodista, Isa Dobles. Al final del programa ella me pregunto: ¿Sammy, que pensará Bolívar? y antes de yo pronunciar alguna respuesta expresó: ¡Chávez, que vaina me echaste!

Partiendo del sentido respetuoso de los valores patrios y siendo crítico tenaz del Culto Desenfrenado que en torno a Bolívar promociona Chávez y sin ánimo de ofender la memoria de nuestro ilustre prócer consideré particularmente que las expresiones del Libertador, para tratar de salvar las nuevas dificultades que confronta la Nación, podrían materializarse hipotéticamente en los siguientes términos:

Su Excelentísimo Señor Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Sr. Hugo Chávez Frías, he observado con honda preocupación que en mi adorada Patria se están suscitando eventos que desdicen mucho de su Majestad Presidencial. Como fiel observador del acontecer Nacional, consideré propicia la ocasión para dirigirme a Ud. y expresarle algunos Consejos que a bien sé, revisará, en función de lograr la correcta administración de su Gestión de Gobierno para lo cual refiero a continuación:

LA REPÚBLICA:
Consideré innecesario, exagerado e inconveniente el cambio introducido en la denominación de esa institución como “Bolivariana”. Allí se aplicó una medida excluyente con tantos próceres que me acompañaron en esa Gloriosa gesta de la Independencia y a Ud. insto a que recuerde que en carta dirigida al General Andrés de Santa Cruz desde La Paz el día 4 de Septiembre de 1825 exprese: “Yo moriré bien pronto, pero la República Bolívar quedará viva hasta el fin de los siglos. Rómulo fundó una ciudad, y esta ciudad dio su nombre al imperio. Yo no he fundado ciudad alguna y sin embargo, mi nombre lo lleva un estado que tiene en su seno hombres amantes de la libertad y entrañas de oro y plata”. ¡ Acepte Ud. que el cambio no era necesario!

LA REVOLUCIÓN:
Expresé a Francisco de Paula Santander en Lima, Perú el 23 de Febrero de 1825 que: “Las Revoluciones populares son contagiosas en grado superlativo”, debe entenderse esta noción pero considerarse que el contagio que se experimenta en Venezuela actualmente es de PODER, MANDO, INSEGURIDAD, DESEMPLEO Y BOCHINCHE, y en el grado superlativo se ESTIMULO LA CORRUPCIÓN. ¡Acometa Ud. acciones tendentes a disminuir esas practicas inadecuadas!

LA RELIGIÓN: En una oportunidad por mi baja estatura pude salvar mi vida escondido debajo de la sotana de un sacerdote, ahora observo con amargura y extrañeza una persecución, un hostigamiento y un casi aniquilamiento de la Iglesia Católica. Le recuerdo que en el Cuartel General de Angostura el día 8 de Noviembre de 1817 le expresé al Clero del Obispado de Guayana: “Una cadena más sólida y más brillante que los astros del firmamento nos liga nuevamente con la Iglesia de Roma que es la fuente del cielo” ¡Desista Ud. de la idea de aniquilar a la Iglesia Católica!

EL MILITARISMO:
Observando el gran contingente del Ejército desplazado hacia otros lugares con asignación de tareas impropias del Servicio me he sentido muy preocupado y he censurado su actitud de utilizar un Grado Subalterno para comandar Superiores en rango, siendo eso definitivamente desastroso. Lo más que me indigna y me entristece es cuando Ud. utiliza el Bastón de Mando, recuerde que ya en torno a eso me pronuncié el 1ro. de Junio de 1827 en carta a Francisco de Iturbe: “Mi amigo: recibo con sumo placer un bastón que Vmd. me da; es la imagen del mando, que yo aborrezco, por lo que jamás uso tal insignia.” ¡Devuelva los militares a sus cuarteles!, ¡Comande Ud. excepcionalmente ostentando el grado de General en Jefe!

LA OPINIÓN PÚBLICA:
Diferente a los postulados que hasta la saciedad expresó Ud. como supuesto líder Nacional extraño sobre manera su actitud de cercenar la libertad de expresión, comunicación y opinión. Revise nuevamente, porque como conocedor de mi doctrina debería recordar el tratamiento que di a esa materia en el discurso de instalación del Gobierno General de la Nueva Granada en Bogotá el 23 de Enero de 1825: “La Opinión Pública, Excelentísimo Señor, es el objeto más sagrado que llama la atención de VE. ; ella ha menester la protección de un Gobierno ilustrado, que conoce que la opinión es la fuente de los más importantes acontecimientos.” ¡Deponga Ud. su actitud negativa con los medios de comunicación social!

LA EDUCACIÓN:
La presencia de miembros de culturas externas que se ha denominado “adoctrinamiento educacional” ha estimulado mi preocupación por la penetración ideológica que tanto combatí, ya una vez lo exprese en los postulados que en Potosí en Octubre de 1825 escribiera en un artículo periodístico: “Las Naciones marchan hacia el término de su grandeza, con el mismo paso con que camina la educación. Ellas vuelan, si esta vuela, retrogradan, si retrogradan, se precipitan y hunden en la obscuridad, si se corrompe o absolutamente se abandona”. ¡Destierre Ud. el fenómeno que denominan Cubanización!

LAS CALAMIDADES PÚBLICAS:
Con escepticismo he visto vulnerada la sede del Palacio de Gobierno y la Residencia Presidencial con concentraciones de venezolanos que claman por salir de la incertidumbre, por mitigar los impactos de la última calamidad que produjo el desastre natural, calmar la sed y el hambre. Han transformado la majestad de esos edificios Gubernamentales en un Mercado comparable respetuosamente como el de su pueblo natal, de allí que discrepe de Ud. por esas practicas para atender esos asuntos como exprese al editor del periódico The Royal Gazette de Jamaica en Kingston, 28 de Septiembre de 1815: “Nuestras discordias tienen su origen en las dos más copiosas fuentes de calamidad pública: la ignorancia y la debilidad”. ¡Abandone Ud. la idea de adoctrinar nuevamente a la masa descontenta considerándola ignorante y débil!

EL CUMPLIMIENTO DE PROMESAS:
Siempre expresé que el hombre que dice algo hoy y lo sustenta mañana usa Zapatos. El que dice una cosa hoy y otra mañana, le quito los zapatos y le pongo Zapatillas. Y el que usa Zapatos pero a la par ignora todo, lo catalogué como Burro Enzapatado. Es propicia la oportunidad para exhortarlo a Ud. a la observancia y cumplimiento de lo prometido ya que en misiva a Juan Nepomuceno Ribas en Curazao el 8 de Octubre de 1812 expresaba: “Mi honor es preferible a todo; y me vería como un hombre indigno, si fuera capaz de asegurar lo que no estoy cierto de cumplir.” ¡Inicie Ud. aceleradamente el cumplimiento real y sistemático de lo prometido!

LOS SÍMBOLOS PATRIOS:

La Bandera Nacional no puede ser manto para cobijar a tantos bandidos que despilfarran la Hacienda Pública Nacional. El Escudo Nacional no puede ser instrumento de uso decente colocado en las Gorras y mangas de camisa de militares que por su actuación manchan su Honor y deterioran la integridad del Ejército. El Himno Nacional poco a poco ha perdido la solemnidad porque su interpretación degeneró en eventos políticos, en marchas y protestas de los descontentos con el régimen. ¡Cumpla y aplique Ud. la Ley que regula el respeto a los símbolos patrios!

LOS EXTRANJEROS:
Proferir amenazas contra los extranjeros es temerario, recuerde que los ancestros de gran parte de ellos me ayudaron a organizar diferentes expediciones en pro de la libertad de Venezuela y en mi concepto de manifiesto a las Naciones del Mundo en Valencia el 20 de Septiembre de 1813 exprese: “Caracas no solo ha convidado, sino que desea ver entrar por sus puertos a todos los hombres útiles que vengan a buscar asilo entre nosotros, y a ayudarnos con su industria y sus conocimientos, sin inquirir cuál sea la parte del mundo que les haya dado la vida”. A veces es peligroso generalizar. ¡Fomente Ud. las practicas de cortesía y hospitalidad con los extranjeros!

LA POLÍTICA:En ese nuevo estilo de hacer y fomentar la política la cual respetuosamente expreso a Ud. no estar de acuerdo, considero propicio indicarle lo que escribí el 22 de Julio de 1822 a Francisco de Paula Santander, en Guayaquil, República del Ecuador: “La mejor Política es la Rectitud”. De igual forma me había dirigido desde El Rosario el 24 de Julio de 1820 expresándole: “Sabe tanto de política la niña como Maquiavelo”. (La niña era Colombia) ¡Adopte Ud. una Política real que enrumbe al País definitivamente!

LA SALUD:
Como es bien sabido por Ud. uno de los principales objetivos de un Gobierno es la Salud de sus compatriotas. Los especialistas de la medicina deberían estar entrenados totalmente para sus quehaceres. Si esto ocurre verdaderamente en Venezuela. ¿Cómo justifica Ud. que debemos traer especialistas de otros países que están menos avanzados que el nuestro? Si se justifica esta practica para beneficiar a otros Naciones sería una falta de moral y de educación, recuerde Ud. que bien lo exprese en decreto sobre la enseñanza pública en Chuquisaquia, Bolivia, 11 de Diciembre de 1825: “La Salud de una República depende de la moral que por la Educación adquieren los ciudadanos en su infancia”. ¡Mantenga Ud. el ejercicio de la medicina en manos de venezolanos!

LA ECONOMÍA:
En sus promesas de Gobierno Ud. expreso hasta la saciedad que estimularía la reactivación económica, mediante un plan preconcebido de actuación Económica. Pasado el tiempo convocó una Constituyente Económica, evidentemente que no había plan alguno, lo que se interpreta como una mentira hacia el país. ¡Acepte Ud. sus errores u omisiones y desarrolle una política basada en economía de mercados, urgente!

EL CULTO BOLIVARIANO:
He observado tristemente el irrespeto hacia mi integridad, mi dignidad, por la incapacidad para conducir un proceso sin la “Muleta Bolivariana”, ello trajo como consecuencia un culto desenfrenado, chabacano y ridículo que lejos de exaltarme me entristece y me indigna. Se usa mi ideario y hasta la espada que recibí de la Comunidad Limeña para asegurar ante el pueblo mi participación en su gestión de gobierno. A usted recuerdo que en Septiembre de 1821 me pronuncie al respecto en estos términos: “La historia dirá: Bolívar tomó el mando para libertad a sus conciudadanos y cuando fueron libres los dejó para que se gobernaran por leyes y no por su voluntad”. ¡Internalice Ud. que el culto a mi persona no inclinara mi voluntad para que Ud. gobierne!.

EL IRRESPETO A LA MAJESTAD PRESIDENCIAL:
Desde la prodigiosa tierra de mi querida y adorada Colombia recientemente llegaron a mí, noticias acerca de que Ud. perdió la investidura de Presidente. ¿Que le diga porque? Simplemente porque en las Costas que bañan las perlas de Santa Marta, Barranquilla y Cartagena se le conoce con el calificativo de CUERPO AJENO. La razón de eso está en su actitud de pregonar a los cuatros vientos que YO VIVO EN UD., cosa que para mí es totalmente inaceptable por la disparatada, irrespetuosa e irresponsable afirmación. De allí se desprende que el humorismo Venezolano haga sus mejores galas de sus payasadas, y los venezolanos serios trabajadores y preocupados orienten sus acciones para que reflexione acerca del tema que lo proyecta como el bufón de América y el Presidente ignorante e incapaz, calificativos que al descubrirlos en otras personas siempre las detesté.

Censuro categóricamente las practicas de su Gabinete analfabeto y sus actitudes charlatanes que son inaceptables y me permito exponer que lo más grave que observé en las expresiones de uno de los más importantes de sus Ministros que tildó a otros miembros de la Sociedad Civil como “excremento humano.” Simplemente me llevó a concluir que quienes hacen ese tipo de clasificación son solamente aquellos que en conjunto se han bañado con esas sustancias. ¡Procure Ud. excelentísimo Sr. Presidente, dejarme descansar en paz!
Simón Bolívar

Concluyo expresando el profundo respeto que demanda la majestad de nuestro Libertador. Aclaro humildemente que en mi animo no esta ni parafrasear, ni firmar, ni mucho menos encarnar al Genio de América. Afirmo que mi sana intención esta orientada solamente a expresar el rechazo critico y categórico de esa practica inadecuada e inaceptable que ejecutada por el Primer Magistrado Nacional ha logrado confundir a ciertos estratos de la Sociedad Nacional.

Institucionalmente:
Coronel (AV) Sammy Landaeta Millán
C.I. 3.441.697
Diario Antorcha. Estado Anzoátegui, Lunes 25 de Junio de 2001.